Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?
La Crónica de Guadalajara
La Crónica de Guadalajara
Página inicioFavoritos
La Crónica de Guadalajara
La Crónica de Guadalajara
La Crónica de Guadalajara
Martes, 25 de julio de 2017

El viejo que recogía caramelos del suelo

Actualizado 6 enero 2017 20:16  
Compartir: Comparte esta noticia en Facebook Comparte esta noticia en Twitter Enviar a Meneamé  |   Imprimir  |   ¿Algún error?   |   Enviar  |     

6 de enero de 2017.

Mañana del día de Reyes.

Hace frío, pero el sol alivia al paseante.

En el Paseo de las Cruces, un viejo, quizá octogenario, hurga con la contera del bastón en el seto que flanquea el bulevar. Busca (y encuentra) caramelos, abandonados la víspera por los muchos millares que siguieron la Cabalgata. Se los echa al bolsillo, con la misma ansia con la quizá de niño rebuscó aceitunas en los olivares.

Unos pocos metros más allá, un antiguo notario camina bien erguido, abrigo azul marino, pelo cano, manos suaves, mientras la ciudad se despereza.

No hay coches.

Sólo se oye al rumano que habla a gritos por el teléfono móvil como si aún no hubieran inventado los telefonos móviles y fuera necesario gritar para hacerse oír.

Antes de cobijarte en un bar admites que no puedes olvidarte de los ojos luminosos de aquella niña de anoche, impaciente por llegar hasta donde los Reyes Magos de Oriente estaban a punto de pasar. Su madre, cubierta la cabeza por un velo, la asía complacida de la mano.

Miras las calles hoy vacías.

Recuerdas la ciudad henchida de niños y padres y abuelos de la víspera.

¿Realmente no hay sitio para todos? ¿Por qué no puede haberlo? ¿Lo habrá algún día?
¿Te ha gustado este artículo? Coméntaselo a tus amigos y conocidos:
La Crónica te aconseja...
Otros artículos de El paseante

Controlado por:   /  Quienes Somos  /  Autores  /  Publicidad  /  Contactar  /  Privacidad  /  Cookies  /    RSS  /  Agrupación de Medios Digitales