Jueves, 14 de noviembre de 2019    
Para detener a uno de ellos fue necesario abordarlo desde un helicóptero de la Guardia Civil
Miles de plantas de marihuana eran regadas con agua del Sorbe por unos albaneses en la Sierra Norte
Gran plantación de marihuana en Semillas, dentro del Parque Natural de la Sierra Norte, en Guadalajara. (Foto: Guardia Civil)
La Guardia Civil desmantela una plantación de marihuana en el Parque Natural de la Sierra de Norte de Guadalajara. Se ha detenido a cuatro individuos. Los agentes se han incautado de 4.600 plantas de marihuana, lo que viene a ser cvuatro veces más que en las mayores plantaciones “indoor” hasta ahora localizadas en la provincia. Uno de los detenidos se dio a la fuga y fue reducido por el copiloto del helicóptero de la Guardia Civil que participaba en la operación.
Actualizado 21 septiembre 2019
Si juntas el cambio climático, la despoblación y la Europa sin fronteras puedes entender mejor lo que acaba de suceder en los más profundo de la Sierra Norte de Guadalajara. En unos parajes inhóspitos,apenas habitados por el hombre, habían crecido últimamente en proporciones industriales determinadas plantas, de un modo nada casual. No era una industria cualquiera, sino una actividad ilegal.

El desenlace ha llegado ahora, cuando la Guardia Civil ha detenido a cuatro personas, como presuntos autores de un delito contra la salud pública por cultivo de marihuana. El motivo es más que evidente, aunque no se viera sino desde el aire: se ha desmantelado una plantación con 4.600 plantas de marihuana en distintas fases de crecimiento.

Para compararlo en sus justos términos, baste recordar que las plantaciones que se han descubierto en la provincia dentro de chalets, que no han sido pocas, apenas superan el millar de plantas en los casos más destacados.
 
La operación,  que ha permitido la detención de estos cuatro sujetos, se desarrolló en el término municipal de Semillas,  donde se encontraba la plantación de marihuana que el grupo cultivaba cerca del río Sorbe, dentro del Parque Natural de de la Sierra Norte, en un terreno escarpado y de difícil acceso.
 
La plantación estaba atendida y vigilada las 24 horas del día por estas cuatro personas; pasaban la noche en el lugar, en tiendas de campaña.
 
La peculiar "finca" estaba perfectamente habilitada con un sistema de riego mediante mangueras que extraían agua del río, para luego conducirla hasta unos bidones que facilitaban el riego de las plantas. También estaba provista de una estructura que permitía cubrir la plantación con unas lonas para tapar la marihuana en condiciones meteorológicas adversas.
 
Detenido tras darse a la fuga 
En el momento en el que se produjeron las detenciones, uno de los detenidos al percatarse de la presencia de los agentes se dio a la fuga siendo localizado por un helicóptero de la Guardia Civil que participaba en el operativo, en un terreno muy abrupto, en plena sierra.

Ante la imposibilidad de tomar tierra en el lugar, el piloto realizó una maniobra de aproximación que permitió al copiloto y a otro agente saltar del helicóptero, consiguiendo reducir y detener al huido, como se puede comprobar en una de las imágenes de nuestra amplia galería gráfica.
 
Las diligencias instruidas fueron entregadas, junto a los detenidos, en el Juzgado de Instrucción de Sigüenza, cuya titular decretó el ingreso en prisión de: G.S., F.L., F.A., A.R., con edades comprendidas entre los 26 y 35 años de edad y de nacionalidad albanesa.
 
En esta operación han participado agentes del Servicio de Seguridad Ciudadana, Policía Judicial, USECIC de la Guardia Civil de Guadalajara y del Servicio Aéreo y del Servicio Cinológico de la Guardia Civil.