Martes, 10 de diciembre de 2019    
En la vecina localidad complutense también quieren tener controlados a todos los canes por su ADN
Cuando el perro orine en la calle, chorrito de vinagre encima: eso va a ser obligatorio en Alcalá
Perro orinando sobre un seto, en una acera.
Actualizado 17 octubre 2019
 El viernes, gala benéfica de “La Camada”
 Retiran un perro a una mujer, que lo mantenía en aparente abandono en una vivienda de Guadalajara
 Unos llaveros, la nueva “herramienta” que han buscado en Cabanillas contra las cagadas de perro
 Dos mujeres, al hospital tras ser atacadas por un perro
El Ayuntamiento de Alcalá de Henares trabaja en la modificación de la ordenanza municipal reguladora de la tenencia y protección de animales de compañía,

Para mejorar la limpieza y salubridad de las calles será obligatorio portar, cada vez que se pasee por vía pública con los animales, una botella con un producto de limpieza (vinagre o similar) para verter sobre los orines.

Una medida similar se ha planteado en Almería. Allí, el Ayuntamiento abordó el pasado mes de marzo la modificación de la actual Ordenanza Municipal de Limpieza en Espacios Públicos y Recogida de Residuos, incluyendo en la misma “la obligación de llevar una botella con agua, mezclada preferiblemente con vinagre común, para minimizar el efecto de las micciones de los perros”. El propietario que no atienda la Ordenanza Municipal, como sucede también en el caso de la obligatoriedad de la recogida de los excrementos del animal de la vía pública, podrá ser sancionado con multas que van entre los 120 y los 750 euros.

Entre las modificaciones estudiadas por el Ayuntamiento alcalaíno se encuentra una vieja conocida de los vecinos de Guadalajara, aunque en la capital alcarreña no se ha implantado pese a diversos anuncios al respecto: inclui un censo con los datos de ADN de los perros de la ciudad. Y castigar en consecuencia a los dueños de los perros cuyas "heces culpables" estén abandonadas en la vía publica.

El concejal de Medio Ambiente de Alcalá de Henares, Enrique Nogués, asegura que «se trata de una iniciativa que contempla un conjunto de medidas que pretenden evitar el incivismo y apostar por la colaboración de todos los vecinos y vecinas para mantener la ciudad más limpia».
Cuenta NÓMINA de ING. La cuenta para tu día a día, que te pide menos y te da más.Te da tarjetas y transferencias gratis y en el día. Te da 2 días de descubierto gratis. Te da la opción de encender y apagar tus tarjetas. Te da la opción de abrir tu cuenta en 5 minutos. Te da la opción de cerrarla en un clic. Te da notificaciones al instante. Y te da mucho más…...Saber Más...

Con la modificación de la ordenanza será obligatorio censar a todos los perros, con el objetivo de cuantificar el número de animales que viven en la ciudad y perseguir el incivismo identificando el origen de las heces caninas depositadas en la vía pública, que en la actualidad le cuesta a las arcas públicas un total de 350.000 euros anuales.
También se busca actuar con perros abandonados; y conocer los causantes de posibles mordeduras analizando muestras de sangre y saliva. 
Por otro lado, los perros adoptados en el Centro Integral Municipal de Protección Animal serán incluidos automáticamente en el censo, siendo esta una medida orientada a fomentar la adopción en la ciudad. 
Una vez aprobada la modificación de la ordenanza, que se encuentra en proceso de elaboración, el Ayuntamiento de Alcalá de Henares facilitará un periodo de tres meses a los propietarios de los animales para adaptarse a la nueva normativa.
Además, en el primer trimestre de 2020 se informará de los pasos a seguir para censar a los animales.