Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?
La Crónica de Guadalajara
La Crónica de Guadalajara
El Tiempo Guadalajara Búsqueda por palabras Búsqueda por etiquetas Suscripción   
La Crónica de Guadalajara
La Crónica de Guadalajara
La Crónica de Guadalajara
Viernes, 17 de enero de 2020

Cazadores alcarreños, entre los estafados en un coto de la provincia de Toledo

Les vendieron falsas acciones en uno ubicado en la localidad de Bargas
Coto de caza.
Dos investigados por estafar a 31 personas cerca de 22.000 euros por vender falsas acciones de caza en Bargas.
Actualizado 5 diciembre 2019 12:30
Comparte esta noticia en FacebookComparte esta noticia en TwitterAñadir a Linkedin+Compartir con Whatsapp ¿Algún error?Enviar por emailImprimir

 Temas relacionados
La Guardia Civil ha procedido a investigar a dos personas residentes en la localidad de Fuensalida (Toledo), siendo ambos pareja sentimental, por un total de 31 delitos de estafa, por valor de cerca de 22.000 euros.

En nota de prensa, la Benemérita ha informado de que los investigados a través de la página de internet 'milanuncios' vendieron acciones para cazar en los cotos de caza de Alcalvín Alto y Darrayel, ambos en el término municipal de Bargas (Toledo), sin autorización de los propietarios de los cotos.

Hasta la fecha han sido 31 personas perjudicadas los que llegaron a pagar por la compra de la acciones de los cotos entre 300 y 900 euros por cazador, llegando a estafar alrededor de 22.000 euros.

Los denunciantes, residentes en las provincias de Toledo, Madrid, Guadalajara, Ávila, Cáceres y Badajoz, tras abonar las cuantías que les solicitaron los estafadores, se personaron en dichas fincas el primer día hábil del inicio de la temporada cinegética de la temporada 2019-2020 no pudiendo acceder a las mismas tras prohibírselo los propietarios y el guarda de caza de los cotos, explicándoles a los perjudicados que ellos no habían vendido las acciones de caza de esos cotos y que habían sido víctimas de una estafa.

Uno de los estafadores en el año 2018 se encargaba de la explotación de la caza en ambos cotos, por lo que disponía de las tarjetas de autorización firmadas por los propietarios en años anteriores llegándolas a falsificar para que fueran lo más reales posibles y no llamaran la atención de los estafados.

Por parte del equipo Roca de la Guardia Civil de Illescas, en el momento de recepcionar todas las denuncias de los perjudicados, se realizaron gestionar hasta lograr identificar a los autores de las estafas.


¿Te ha gustado este artículo? Coméntaselo a tus amigos y conocidos:
La Crónica te aconseja...
Otros artículos de Sociedad
Lo que no debes perderte en Guadalajara...

Controlado por:   /  Quienes Somos  /  Publicidad  /  Contactar  /  Privacidad  /  Cookies  /    RSS  /  Agrupación de Medios Digitales