Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?
La Crónica de Guadalajara
La Crónica de Guadalajara
El Tiempo Guadalajara Búsqueda por palabras Búsqueda por etiquetas Suscripción   
La Crónica de Guadalajara
La Crónica de Guadalajara
La Crónica de Guadalajara
Sábado, 25 de enero de 2020

En el Hospital de Guadalajara saben tratar muy bien las fracturas de cadera... y se lo reconocen

La sección de Geriatríagana un premio por un protocolo para ancianos atendidos por esa fractura
Facultativos del Hospital de Guadalajara que han participado en el estudio sobre las fracturas de cadera.
En Guadalajara se atiende cada año a unas 250 personas por fractura de cadera, siendo este un problema en aumento debido al envejecimientode la población y, con ello, un incremento constante de casos de fracturas osteoporóticas.
Actualizado 12 agosto 2018 10:22
Comparte esta noticia en FacebookComparte esta noticia en TwitterAñadir a Linkedin+Compartir con Whatsapp ¿Algún error?Enviar por emailImprimir

 Temas relacionados
La sección de Geriatría del Hospital Universitario de Guadalajara ha sido premiada en el LX Congreso Nacional de Geriatría y Gerontología por un trabajo que analiza los resultados de la aplicación de un protocolo dirigido a ancianos con fractura de cadera.

El póster, titulado 'Protocolo de tratamiento médico del anciano con fractura de cadera: resultados clínicos e identificación de factores pronósticos', se hacía así con el premio Salgado Alba tras ser escogido entre más de 400 trabajos presentados.

Dicho trabajo evalúa los resultados de la aplicación de un nuevo método de tratamiento sobre una muestra de 130 pacientes para establecer el riesgo de mortalidad, de estancia hospitalaria y también su recuperación. Fue realizado por los geriatras Irene Bartolomé, Teresa Pareja, Leopoldo Bárcena, Mercedes Hornillos y por el jefe de la sección de Geriatría, Juan Rodríguez, además de por el residente de tercer año Juan José Arechederra.

Peligro de anemia
Como ha explicado la doctora Irene Bartolomé, se evaluó la aplicación de este método de tratamiento, comparándolo con datos previos a su instauración. El protocolo se basa en actuar precozmente al detectar riesgo de síndrome anémico o bien si el paciente presenta malnutrición o riesgo de malnutrición.

Los resultados demuestran que su aplicación "mejora la recuperación funcional a medio plazo, se reduce la mortalidad y también el tiempo de estancia hospitalaria". Así, el trabajo reflejaba que los pacientes tratados de un modo protocolizado con hierro y EPO --hormona que produce glóbulos rojos-- a los tres meses están "mucho mejor funcionalmente".

Las conclusiones principales son, por un lado, que el uso de hierro intravenoso tiene efectos más favorables que la transfusión sanguínea, propiciando una mejor recuperación de estos pacientes, y por otro se demuestran los beneficios que reporta el uso de suplementos nutricionales en determinados pacientes.

Estos estudios, ha destacado la doctora Bartolomé, resultan fundamentales para mejorar los resultados de salud de las personas mayores, ya que ayudan a los profesionales en la toma de decisiones y con ello se garantiza una asistencia de mayor calidad y más adaptada a sus necesidades, además de contribuir a una mejor gestión de los recursos sanitarios.

Por otra parte, el trabajo premiado también recoge las complicaciones médicas más frecuentes entre ancianos con fractura de cadera y cuáles se relacionan con la mortalidad y la recuperación funcional posterior, identificando de esta manera los factores pronósticos para poder actuar sobre ellos.

En Guadalajara se atiende cada año a unas 250 personas por fractura de cadera, siendo este un problema en aumento debido al envejecimiento poblacional y, con ello, observándose un incremento constante de casos de fracturas osteoporóticas.

Las fracturas de cadera son lesiones graves que pueden poner en riesgo la vida y son las personas mayores las que presentan mayor riesgo de fractura debido a una mayor debilidad de los huesos, el uso de múltiples medicamentos y problemas de visión y equilibrio.

La Unidad de Geriatría del hospital guadalajareño figura en el Registro Nacional de Fracturas de Cadera, estudio que cuenta con la participación de 54 hospitales. El resultado de sus investigaciones servirá para implantar las mejores soluciones en la atención a los pacientes con fractura de cadera atendidos en los hospitales de toda España.

Asimismo, se prevé que próximamente la Unidad de Prevención de Caídas de este hospital publique los resultados de sus trabajos de investigación y también se está trabajando en un estudio sobre recuperación funcional en paciente crítico.


¿Te ha gustado este artículo? Coméntaselo a tus amigos y conocidos:
La Crónica te aconseja...
Otros artículos de Sanidad
Lo que no debes perderte en Guadalajara...

Controlado por:   /  Quienes Somos  /  Publicidad  /  Contactar  /  Privacidad  /  Cookies  /    RSS  /  Agrupación de Medios Digitales