17.6 C
Guadalajara
13 julio 2024
InicioViajesConsejos para viajar en avión de la mejor manera posible

Consejos para viajar en avión de la mejor manera posible

A pesar del calor del verano, nunca hay que olvidarse una chaqueta ligera, pues la temperatura baja algunos grados dentro de la cabina una vez se alcanza altitud, y los contrastes entre el destino y el aeropuerto también puede ser notables. Y hay más consejos útiles para un buen vuelo en avión.

-

La experiencia de vuelo es fundamental para conseguir que el inicio de nuestro viaje soñado durante todo el año sea finalmente perfecto. No estresarnos ni cansarnos demasiado durante el trayecto es fundamental para que el viaje sea ideal de principio a fin y logremos sacar el máximo partido a nuestros días libres.

Con el objetivo de disfrutar no solo del destino, sino también del camino, ha sido ahora la aerolínea TAP Air Portugal la que nos ha facilitado una decena de consejos para aprovechar al máximo la experiencia de vuelo estas vacaciones.

La primera de las recomendaciones es chequear las condiciones de nuestros billetes. Los imprevistos pueden suceder en cualquier momento, por lo que es muy recomendable revisar las condiciones de las tarifas de los billetes reservados a la hora de buscar con calma una posible solución a los problemas que surjan.

La flexibilidad para modificar los días de viaje es actualmente otra de las grandes preocupaciones de los viajeros españoles, por lo que es importante tener en cuenta ventajas como las que ofrecen algunas aerolíneas que permiten cambiar el viaje de manera gratuita siempre que haya disponibilidad para que los viajeros puedan atrasar o adelantar sus vuelos.

Lo mejor es viajar ligero de equipaje. Llevar varios bultos puede dificultar nuestros desplazamientos y provocar que arrastremos con un peso excesivo. Por ello todos los expertos recomiendan usar el equipaje más ligero y fácilmente transportable posible.

En las redes sociales, la organización eficiente está de moda y existen muchos tutoriales para ayudarnos a empaquetar correctamente nuestras pertenencias para ahorrar espacio.

Además, conviene revisar bien qué dimensiones y peso máximo nos permite llevar nuestra tarifa contratada, y planear cuáles son los objetos que necesariamente queremos que viajen con nosotros en cabina para echar mano de ellos a lo largo del vuelo.

También es importante ir descansados ya que esto hará que el viaje sea más placentero y podamos disfrutar de nuestro destino en cuanto aterricemos. Del mismo modo, se aconseja tomarse con calma el regreso para ayudar a suavizar la vuelta a la rutina.

LLEVAR ROPA CÓMODA Y LLEGAR CON ANTELACIÓN

La ropa cómoda también es otro imprescindible. Tras algunas horas de vuelo, se muy de agradecer haber elegido ropa holgada que apriete así como un calzado cómodos. Cada vez son más tendencia los ‘outfit’ para volar, y muchos viajeros los muestran en redes sociales.

A pesar del calor del verano, nunca hay que olvidarse una chaqueta ligera, pues la temperatura baja algunos grados dentro de la cabina una vez se alcanza altitud, y los contrastes entre el destino y el aeropuerto también puede ser notables.

Para ir con la mayor tranquilidad posible, es vital llegar con tiempo al aeropuerto, especialmente si no lo conocemos demasiado bien. Se recomienda presentarse con dos o tres horas de antelación en el caso de los vuelos internacionales, y aproximadamente una hora y media antes de la salida si el vuelo es nacional.

Adicionalmente, se aconseja tener preparados los objetos que deben sacarse del equipaje para pasar el control de seguridad (como, por ejemplo, los líquidos o los aparatos electrónicos) y así no demorarnos demasiado en este punto.

Ingerir comidas demasiado pesadas antes de volar puede hacer que nos sintamos incómodos en el avión, ya que permanecer sentados durante mucho tiempo dificulta la digestión. Sin embargo, no hay que preocuparse por si aparece el hambre, pues las propuestas gastronómicas de los aviones son cada vez mejores y se pùede consultar el menú con antelación.

La experiencia culinaria es cada vez más personalizable en las alturas: en el caso de los vuelos de largo radio suele existir ña opción de reservar unos días antes alguno de sus platos especiales, para asegurarnos de que se tienen en cuenta nuestras preferencias, intolerancias y restricciones alimenticias.

También hay que hidratarse más de lo habitual. La humedad ambiental de un avión se mantiene en valores mucho más bajos de los que acostumbramos en tierra firme.

Esto, en combinación con la menor presión atmosférica de las alturas, ocasiona ligeros dolores de cabeza en algunos pasajeros, por lo que es necesario beber más agua para mantener los niveles de hidratación de nuestro cuerpo.

En relación con el consejo anterior, la piel también tiende a resentirse con los cambios de ambiente, sobre todo en viajes largos. Para remediarlo, además de beber agua, podemos llevar crema hidratante y un bálsamo labial que nos ayude a evitar la sequedad. Por otra parte, la altura ocasiona que la radiación solar sea más intensa, de manera que conviene no olvidar tampoco el protector solar

APROVECHAR LAS OPCIONES DE ENTRETENIMIENTO.

Las horas pasarán más rápido si disponemos de alguna distracción, y por ello, muchos pasajeros eligen leer, escuchar música o ver alguna película durante su vuelo.

Para que no tengamos que decidir con antelación a qué querremos dedicar nuestro vuelo, las mejores compañías disponen de una amplia oferta de entretenimiento a bordo.

Y si el cansancio asoma el avión también puede aprovecharse para conseguir ese descanso. Si no se es uno de los afortunados que pueden dormir en cualquier lugar, un kit para dormir conformado por tapones para los oídos, una pequeña almohada inflable y un antifaz es todo lo que necesitamos para que el vuelo nos parezca más corto.

Aprovechar las horas de avión para planear una siesta estratégica nos ayudará, por otro lado, a comenzar a acostumbrar nuestro cuerpo al nuevo huso horario y evitar el ‘jet lag’.


Más Ideas para Viajar: