Arco íris sobre El Corte Inglés de Guadalajara. (Foto: La Crónic@)
Arco íris sobre El Corte Inglés de Guadalajara. (Foto: La Crónic@)

El Corte Inglés ha presentado este miércoles ante el Ministerio de Trabajo un Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) por causa de fuerza mayor para un total de 25.900 empleados del grupo.

En concreto, la firma presidida por Marta Álvarez se ha acogido a las medidas habilitadas por el Gobierno y recogidas en el Real Decreto 463/2020 de 14 de marzo, por el que se declara el estado de alarma con motivo de la crisis sanitaria ocasionada por el Covid-19.

El Corte Inglés ha precisado que su objetivo es “mantener el empleo” y que se trata de una “medida temporal”. El ERTE afecta por tanto a casi el 29% de la plantilla total del grupo, que asciende a algo más de 90.000 empleados.

De esta forma, además de los 22.000 trabajadores de los grandes almacenes de El Corte Inglés, también se verán afectados por esta medida 2.000 empleados de la cadena de moda Sfera, que ha tenido que cerrar todas sus tiendas, y 1.900 de Viajes El Corte Inglés, afectado por la crisis que vive el turismo por el coronavirus.

En todos los casos, la compañía se ha comprometido a complementar las aportaciones que realice el Estado hasta cubrir la totalidad del salario.

Tras decretarse el estado de alarma en España para frenar la expansión del coronavirus, el grupo El Corte Inglés se ha visto obligado a cerrar todos sus centros en España, dejando únicamente operativas las áreas de alimentación y de productos de primera necesidad.

Los empleados afectados cobrarán la nómina de marzo completa y después se regularizará con arreglo a la prestación por desempleo. Además, El Corte Inglés complementa el 100% del salario fijo, mientras que los sindicatos de la empresa recuerdan que la Ley solo obliga a pagar el 70% de la base reguladora de la media de los seis últimos meses.