Una plaga de pulgones invade estos días de primavera el Corredor del Henares y ha obligado a algunos ayuntamientos a tener que incrementar la fumigación o ampliar el radio de acción en municipios como la propia capital alcarreña, Azuqueca de Henares o Cabanillas, entre otros.

En el caso de Guadalajara capital, tal y como estaba previsto, se fumigará esta noche y el miércoles también por noche. El concejal de Medio Ambiente en funciones, Francisco Úbeda, ha anunciado que se va a ampliar la zona de actuación inicialmente previsto porque "hay por toda la ciudad".

Se está dando la presencia de esta inesperada plaga también en Fontanar y otros municipios del entorno, incluidos ya algunos en la Comunidad de Madrid como es el caso de Meco, Torrejón o Alcalá de Henares.

Se trata de pulgones que, aunque no pican, sí resultan muy molestos; una situación que además está generando llamadas de vecinos a los distintos ayuntamientos y también quejas a través de las redes sociales.

En Cabanillas ya han practicado cuatro fumigaciones, y según ha indicado el alcalde de Cabanillas en funciones, José García Salinas, se ha conseguido "reducir" su presencia aunque ha reconocido que habrá que seguir con los tratamientos.

Por su lado, en Azuqueca de Henares, fuentes municipales han confirmado también que "se han intensificado" las medidas para combatirlos, que lleva a cabo en casi todos los municipios afectados la misma empresa.