La consejera de Igualdad y portavoz del Gobierno, Blanca Fernández, ha asegurado que el Ejecutivo autonómico destinará 27 millones de euros para garantizar el funcionamiento de los servicios de los centros de la mujer y recursos de acogida de la región durante los dos próximos años, lo que supone un incremento del 10 por ciento con respecto al pasado ejercicio.

Así, ha aseverado que el Gobierno de Castilla-La Mancha seguirá "liderando" las políticas de igualdad, siendo un instrumento para ello los centros de la mujer de Castilla-La Mancha.

Así lo ha afirmado Fernández en la visita que ha realizado al Centro de la Mujer de Alcázar de San Juan (Ciudad Real). La consejera de Igualdad ha tenido palabras de condena para el último "asesinato machista, terrible y execrable" de un niño de 10 años en la Región de Murcia por parte de su padre condenado por malos tratos. Este hecho ha llevado a Fernández a pedir una "reflexión seria" a las instituciones y a los partidos políticos en su conjunto para tener claro que "la función principal que tiene un país es proteger a la infancia en todos sus términos en lugar de tirarnos los trastos a la cabeza debatiendo si llamamos violencia intrafamiliar lo que es violencia machista".