Los servicios jurídicos y todos los técnicos de la Consejería de Agua, Agricultura, Ganadería, Pesca y Medio Ambiente están trabajando "codo con codo" con el Sindicato Central de Regantes del Acueducto Tajo-Segura para "poder presentar todas las alegaciones que sean necesarias" para que los nuevos caudales ecológicos del Tajo que pretende conseguir el Gobierno de Castilla-la Mancha "no puedan prosperar antes del plazo de la fecha límite, que es este jueves".

Así lo ha hecho saber el presidente del Gobierno murciano, Fernando López Miras, quien ha contestado de esta forma al ser preguntado por la intención del presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, de que el 2020 traiga el nuevo Plan Hidrológico del Tajo exigido por las sentencias del Tribunal Supremo y que vendrá a marcar nuevos caudales ecológicos.

"Nos preocupa muchísimo porque alguna de las barbaridades que pretende hacer el PSOE en Castilla-la Mancha es establecer un caudal ecológico del Tajo que es superior al caudal que lleva en estos mismos momentos", ha manifestado López Miras.