Torres de Colón, en el centro de Madrid. (Foto: La Crónic@)
Torres de Colón, en el centro de Madrid. (Foto: La Crónic@)

Las vísperas navideñas están siendo un auténtico torbellino de declaraciones cruzadas, decisiones políticas contrapuestas, conjeturas sanitarias contradictorias y una falta de certezas reiterada ante la cambiante evolución del virus. Teniendo todo eso en cuenta, sí se puede informar que este jueves la presidenta de la Comunidad, Isabel Díaz Ayuso, ha avanzado que la Comunidad de Madrid no va a impedir «que los ciudadanos entren o salgan» de la autonomía vecina para visitar a sus familiares. Tampoco cerrará los comercios y la hostelería.

Así lo ha trasladado Díaz Ayuso en el Pleno de la Asamblea de Madrid, en respuesta a una pregunta sobre las restricciones de movilidad planteada por la portavoz de Vox, Rocío Monasterio. Habida cuenta que Castilla-La Mancha ha anunciado también que levantará el cierre perimetral durante las próximas semanas, todo apuntaría a una libertad de movimientos total en la práctica, sea para ver a unos familiares o para cualquier otro motivo.

Evitar arruinar comercios

Ayuso ha incidido en que van a seguir con las mismas medidas que han tomado hasta ahora, dado que han conseguido «buenos resultados»: insistir en la concienciación, la ventilación, los cierres nocturnos y las medidas en zonas básicas de salud con alta incidencia del virus.

«No nos plantemos arruinar a los comercios, ni cerrar la hostelería, ni afectar cada vez más a la economía», ha razonado, antes de que el viceconsejero de Salud, Antonio Zapatero, anuncie este viernes las nuevas medidas para frenar el virus en la autonomía.

Que el Gobierno fije criterios

Dentro del «amplio criterio» que ha dejado el Gobierno central que es el de «conviviente, no conviviente, allegados y este lío en el que se han metido ellos solos», Ayuso ha señalado que las autonomías cumplirán «con los perímetros que han establecido durante el período de las Navidades pero debe ser el Ejecutivo el que decida cómo hacerlo y con qué documentación».

«No seremos nosotros los que vamos a impedir que los ciudadanos entren o salgan de la Comunidad de Madrid bien para ver a sus familiares, para trabajar, para hacer cuestiones con el médico, etc. Vamos a hacer estas medidas sensatas y mientras tanto ver cómo evoluciona la pandemia. Ver si hay una tercera ola o si esto es solamente unos ecos del Puente de la Constitución», ha declarado.

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, visita el ‘hospital de campaña’ de Ifema, en Madrid (España) el 11 de abril de 2020.

La jefa del Ejecutivo madrileño ha sostenido que ahora mismo en España hay «tres reyes» porque en La Moncloa lo que hay como presidente del Gobierno «es una figura que reina pero no gobierna y por tanto cuando hay que hacer buenos anuncios en positivos está en todas las televisiones» pero cuando hay que tomar decisiones difíciles «se esconde» y les deja a las comunidades.

«Ahora mismo no ha habido una sola conferencia de presidentes, no ha habido información acerca de lo que teníamos que hacer las autonomías. Nuevamente nos hemos visto solas ante la pandemia, una pandemia histórica, y que por tanto afecta a todos los países. Aquí en España nos tenemos que ver entre regiones buscándonos la vida», ha señalado.

Más información: