Alberto Rojo, en una rueda de prensa.
Alberto Rojo, en una rueda de prensa.

Se lo han planteado directamente, pero ha diferido su respuesta. A preguntas de los medios sobre si habrá Ferias y Fiestas en la capital en el mes de septiembre, el alcalde de Guadalajara, Alberto Rojo ha preferido este martes “ser prudente de momento” porque es una “decisión complicada” en la que cree que “no hay que precipitarse”

Aun así, lo que Rojo sí ha dejado claro es que, en caso de que se celebren, “serán distintas a las de los últimos años”.

El alcalde ha insistido en que habrá que esperar “días o semanas” hasta ver como se desarrollan los acontecimientos y como se plantean las fases de la desescalada para tomar esta decisión.

Cabanillas ha suspendido sus fiestas de julio

Donde sí lo tienen más claro es en Cabanillas del Campo, donde ya han sido oficialmente suspendidas las fiestas de verano, que siempre se han celebrado a finales de julio.

El equipo de gobierno del Ayuntamiento de Cabanillas del Campo, con el acuerdo de todos los grupos políticos municipales de la corporación, ha decidido hacer pública la definitiva cancelación de las fiestas de verano de la localidad, que iban a celebrarse del martes 21 al domingo 26 de julio de 2020. 

“Aunque la situación crítica de la pandemia se haya superado para entonces, como parece probable, ciertamente no es posible la celebración de unas Fiestas como las de Cabanillas. En nuestras fiestas de verano todos los actos que se organizan suponen grandes concentraciones de público, así como una inmensa movilidad de personas que llegan a la localidad desde muchos puntos de la provincia, y del Corredor del Henares de Madrid y Guadalajara”, explicaba el sábado el alcalde cabanillero, José García Salinas.

“Nos es imposible celebrar unas fiestas como las de julio imponiendo restricciones de capacidad en los aforos y manteniendo distancias prudenciales de seguridad. Todas las actividades habituales congregan a muchísimo público, y el contacto físico es constante e inevitable. Desde el desfile inaugural a las comidas populares, pasando por los conciertos, las verbenas, los parques de juegos y espectáculos infantiles, las actividades de las peñas o los espectáculos en la plaza de toros… todo ello es imposible ponerlo en marcha impidiendo la aglomeración de público o limitando la asistencia. Además, sería injusto para aquellos vecinos que se quedaran fuera de los distintos eventos, dado que todos tienen los mismos derechos y pagan los impuestos con los que se financian estas fiestas. No hay otra solución razonable que la suspensión, por meras razones de prudencia”, ha lamentado el alcalde cabanillero.

La intención del Ayuntamiento sigue siendo organizar una gran “Fiesta del Reencuentro” en el momento que sea posible, con unos festejos que de algún modo sean sustitutos de estas fiestas de verano, así como las de primavera, en honor al Cristo de la Expiración, que tenían que estar celebrándose precisamente este fin de semana de 1, 2 y 3 de mayo. “A día de hoy aún no sabemos cuándo podremos hacer esta Fiesta del Reencuentro. Si todo va bien en el control de la epidemia de Covid-19, quizá sea posible plantearla en el otoño. Sería un fin de semana con actividades populares y actuaciones musicales, en el que también trataremos de ayudar al sector de la promoción cultural y musical, que está padeciendo muchísimo esta situación. Trataremos también de implicar a las peñas y la hostelería local. Comunicaremos las fechas en cuanto sea posible, pero sólo será cuando tengamos garantías de seguridad”, comenta también Salinas.