Jorge Maestro y María Vaqueira, del restaurante Nola, con el reconocimiento de la Guía Repsol.
Jorge Maestro y María Vaqueira, del restaurante Nola, con el reconocimiento de la Guía Repsol.

En Nöla, abierto desde hace años en la Casa del Doncel, Jorge Maestro da una vuelta de tuerca a platos como las migas o la torrija. El chef, curtido con primeros espadas de los fogones como Arzak, Santamaría, Aduriz, Berasategui y Alija, entre otros, destaca por creaciones como los canelones de civet de caza, toffee de cebolla y espuma de bechamel de boletus o las albóndigas de ibérico estofadas en pepitoria de avellanas. Ahora, el restaurante Nöla, de Sigüenza, ha visto recompensada su muy especial cocina con un “sol” en la Guia Repsol, que acaba de darse a conocer.

En el Museo San Telmo de San Sebastián se ha celebrado este lunes la Gala de entrega de los Soles Guía Repsol 2020 ante más de 400 personas, cocineras y cocineros e invitados del mundo gastronómico e institucional.

Guía Repsol este año ha distinguido con su máximo reconocimiento, 3 Soles, a dos restaurantes con inquietud por preservar la identidad del entorno y escarbar en las raíces: ‘Les Cols’ de Fina Puigdevall, en Olot (Girona), y ‘Culler de Pau’ de Javier Olleros, en O Grove (Pontevedra).

Este año, 77 restaurantes en toda España estrenan su primer Sol Guía Repsol. Los nuevos 1 Sol Guía Repsol comparten el entusiasmo por crear una cocina autóctona a su medida, como por ejemplo hace Edorta Lamo (‘Arrea!’) en Campezo, Ferrán Cerro en Reus, Celia Jimenez en Córdoba, Hugo Ruíz (‘Bugao’) en Ceuta, Juan Aceituno en ‘Dama Juana’ en Jaén o Amaia Ortuzar (‘Ganbara’) en San Sebastián.

La Guía Repsol detalla un total de 545 restaurantes en toda España que conforman la familia de los Soles en 2020. Todas las provincias de España cuentan ya con uno.

Otra incorporación regional

Con las nuevas incorporaciones, Castilla-La Mancha suma un total de 16 restaurantes galardonados: 4 con Dos Soles y 12 con Un Sol Guía Repsol.

Casa Elena, ubicado en la localidad toledana de Cabañas de la Sagra, defiende como uno de sus principios básicos la filosofía slow food, en la que se protegen las tradiciones regionales, los productos con nombre y apellido y la forma de trabajo de los productores locales. El gerente, César Martín, y el chef Axel Smyth realzan la cocina de mercado innovadora sin renunciar a los sabores típicos del entorno.