17.9 C
Guadalajara
22 julio 2024
InicioViajesLos murciélagos mandan más que los turistas en un pueblo de Cuenca:...

Los murciélagos mandan más que los turistas en un pueblo de Cuenca: ahora es tu turno para visitarlo

-

Desde finales del pasado mes de marzo, la mina romana de lapis specularis ‘La Condenada’, situada en la localidad conquense de Osa de la Vega, volverá a recibir visitantes tras unos meses cerrada para respetar el periodo de hibernación de los murciélagos, especie protegida por la normativa española y europea que se refugian en la cavidad.

Para visitarla es imprescindible la reserva previa. Además de realizar un recorrido exterior por el complejo minero ubicado en el cerro de ‘Las Obradás’ y de adentrarse posteriormente en el interior de ‘La Condenada’, los visitantes inician la visita guiada en el punto de encuentro y recepción, el ‘Centro de Estudios e Interpretación de la Minería Romana del Lapis Specularis’, dentro de la población de Osa de la Vega.

Renovado recientemente, este espacio expositivo y didáctico cuenta con paneles informativos, proyecciones audiovisuales y algunos de los materiales y objetos más representativos para acercar al visitante a lo que era el trabajo del minero romano.

A menos de 20 minutos del Parque Arqueológico de Segóbriga, ‘La Condenada’ es la tercera mina conquense de lapis specularis preparada turísticamente y forma parte de uno de los conjuntos mineros más extensos e interesantes de Castilla-La Mancha, del que se extraía un yeso especular o espejuelo que por su tamaño y transparencia los romanos empleaban a modo de vidrio, explotándolo y distribuyéndolo desde esta zona a todo el Imperio.

«La cavidad se conserva prácticamente inalterada desde su explotación en el siglo I d.C. por lo que quienes se adentran en ella pueden realizar un viaje en el tiempo y retroceder 2.000 años explorando una trama laberíntica de casi un kilómetro de recorrido subterráneo en tres niveles accesibles entre sí, aunque la visita no reviste dificultad ni se requiere una forma física especial», han destacado los gestores del servicio turístico.

Los horarios de visita son los sábados a las 11.30 horas y las 17.00 horas, los domingos a las 11.30 horas y de lunes a viernes para colectivos y grupos organizados.

La ruta guiada tiene una duración aproximada de dos horas e incluye seguro e indumentaria de casco, mono y frontal de luz.

La mina de ‘La Condenada’ es un lugar dog friendly en el que las mascotas son bienvenidas, ya que se destina un 5% del precio de la entrada a contribuir con el proyecto ‘ArqueoMiau’, a favor de los animales abandonados, cantidad que aumenta al 10% para quienes vayan con su mascota, a la que cuidarán y atenderán en un chenil individual mientras el dueño realiza su visita con tranquilidad.

También ofrece la posibilidad de realizar visitas combinadas a la mina y al Castillo y la Colegiata de la cercana localidad de Belmonte.