16.8 C
Guadalajara
23 marzo 2024
InicioEconomía¿Sabes si el alquiler que pagas es lo normal en Guadalajara?

¿Sabes si el alquiler que pagas es lo normal en Guadalajara?

En el caso de Guadalajara, la situación de los alquileres es mucho mejor, de media que en Madrid y en otras localidades del Corredor del Henares. Eso explica el crecimiento de población de la capital alcarreña

-

Una familia no debería pagar por el alquiler de su vivienda o por la letra de la hipoteca más del 30% de sus ingresos mensuales totales. La realidad es que, en España, en dos de cada tres hogares sin casa en propiedad tienen que afrontar costes superiores a ese teórico límite para, simplemente, disponer de un techo bajo el que vivir.

Según muchos economistas, en un razonamiento que repiten también desde el portal inmobiliario Idealista.com (autor del estudio que sirve de base para esta información) en España nadie debería pagar más allá de 767 euros mensuales, mientras que el precio medio de un piso de 2 habitaciones rondaba en el cuarto trimestre de 2023 los 899 euros mensuales. Una discrepancia palpable.

En el caso de Guadalajara, la situación es mucho mejor, de media. Eso explica el crecimiento de población de la capital alcarreña, una vez comparados sus precios no sólo con Madrid sino con otras localidades del Corredor del Henares.

En la capital de España, habida cuenta los ingresos familiares medios, el precio razonable estaría por los 1.075 euros al mes, cuando en realidad el alquiler «tipo» no baja de los 1.400 euros para un piso pequeño con dos dormitorios. De hecho, sólo la cuarta parte de los alquileres que se ofertan allí están dentro de lo que se entiende por razonable.

La cosa cambia en Guadalajara, donde los alquileres razonables son el 80% del total. Así las cosas, si la renta de los vecinos de Guadalajara da un precio razonable teórico de 872 euros como máximo para un alquiler, la estadística sostiene que se puede encontrar un piso de dos habitaciones por 745 euros en la capital alcarreña.

Así está el problema de la vivienda por España

El reparto de los alquileres razonables en nuestro país no es homogéneo y la escasez de los mismos es especialmente llamativa en los grandes mercados, con Palma y Málaga a la cabeza.

En las capitales balear y de la Costa del Sol solo un 6% de los pisos de 2 habitaciones son económicamente aptos para una familia con ingresos medios de la ciudad. En Málaga el precio razonable de un alquiler se sitúa en 755 euros mensuales, mientras que el precio de mercado de un piso de 2 dormitorios en la ciudad alcanza los 1.028 euros. En Palma, el precio razonable sube hasta los 913 euros, pero el precio de mercado es de 1.419 euros.

A continuación se sitúan Alicante y Barcelona con el 14% de los pisos con precios por debajo del límite razonable, y Valencia, con el 17% del parque apto para los alquileres razonables. El sexto puesto es para la ciudad de San Sebastián, donde los ingresos medios darían para alquilar el 22% de las viviendas, y después encontramos a Madrid con el 24%. Con porcentajes por debajo del 50% están las ciudades de Bilbao (29%), Las Palmas de Gran Canaria (31%), Santa Cruz de Tenerife (34%). Vitoria (37%), Sevilla (40%), Salamanca (41%), Granada (42%), Cádiz (45%) y Segovia (49%).

En el lado opuesto se sitúan las ciudades de Zamora y Palencia, donde el 97% de los pisos de dos habitaciones serían accesibles para una familia de ingresos medios. Les siguen las ciudades de Teruel (96%), Ciudad Real (94%), Soria (94%), Jaén (92%) y Cáceres (92%).

¿Cómo es el mercado de la vivienda?

Según los datos del INE, los hogares españoles están compuestos por 2,4 personas de media, por lo que un piso de 2 dormitorios sería la mínima unidad en la que debería instalarse una familia. En este caso, los pisos que cumplen con esta característica tienen un precio actual de mercado de 1.600 euros al mes en Barcelona, seguidos por los 1.419 euros de Palma, los 1.400 euros de Madrid, los 1.300 euros de San Sebastián y los 1.202 euros de Valencia. Por encima de los 1.000 euros se encuentran también Málaga (1.028 euros) y Bilbao (1.000 euros). En la parte inferior, en cambio, encontramos a Ciudad Real y Zamora, donde un piso de 2 habitaciones tiene un coste actual de 500 euros mensuales.

En cuanto a las diferencias entre el precio razonable y el precio de mercado, Barcelona se dispara frente al resto, ya que el alquiler de mercado es 589 euros más caro que el razonable. A continuación se encuentran las diferencias de Palma (506 euros más caros), Valencia (343 euros), Madrid (325 euros), Málaga (272 euros), Alicante (209 euros), San Sebastián (208 euros) y Las Palmas de Gran Canaria (140 euros). En 40 capitales, el precio mediano de un piso de 2 habitaciones es inferior al alquiler razonable. En Ciudad Real el alquiler de mercado es 358 euros más barato que el razonable, seguida de Teruel (333 euros más económico), Melilla (300 euros más barato), Palencia (273 euros) y Jaén (263 euros).

Las ciudades en las que las diferencias entre el precio razonable y el de mercado son más elevadas son las que también exigen un mayor esfuerzo a las familias que viven de alquiler. Barcelona lidera la tasa de esfuerzo para alquilar una vivienda de 2 dormitorios: las familias barcelonesas deben destinar el 44% de sus ingresos al pago del alquiler, una tasa que supera ampliamente el 30% fijado por los expertos. Por encima de ese esfuerzo se sitúan también las ciudades de Palma (43%), Valencia (39%), Málaga (38%), Madrid (37%), Alicante (35%), San Sebastián (33%), Las Palmas de Gran Canaria (32%), Bilbao y Segovia (30% en ambos casos). Por el contrario, la menor tasa de esfuerzo se da en Ciudad Real (16%), Teruel (17%), Palencia (18%), Jaén, Cáceres y Zamora (19% en los tres casos).