Una de las detenciones de ciudadanos chinos, implicados en delitos de prostitución y tráfico de drogas, con un prostíbulo en Guadalajara. (Foto: La Crónic@ / CNP)
Una de las detenciones de ciudadanos chinos, implicados en delitos de prostitución y tráfico de drogas, con un prostíbulo en Guadalajara. (Foto: La Cró[email protected] / CNP)

Una banda de delincuentes de origen chino ha estado manteniendo un chalet de Guadalajara como prostíbulo. La vivienda, que se encontraba siempre con las persianas bajadas y permanentemente vigilada, era el primer lugar de España que conocían, y padecían, las jóvenes chinas que acababan de ser recogidas en Barajas por esta organización.

En esa casa las prostituían, hasta ahora impunemente. Según destacan fuentes de la Policía Nacional, los encargados de ese siniestro transporte humano acudían frecuentemente al aeropuerto de Madrid-Barajas, de donde regresaban a la capital alcarreña entre «múltiples medidas de seguridad».

Tras la pista de la droga

En esta operación se ha detenido a 9 personas, seis hombres y tres mujeres, todos ellos de nacionalidad china. Se han realizado 5 registros, tanto en Madrid, en el barrio de Usera, como en Guadalajara. Tenían otro chalet en Rivas Vaciamadrid.

En la capital de España era donde la banda guardaba «grandes cantidades de dinero en metálico, obtenido del narcotráfico, antes de darles salida a otros países, como Hungría». De hecho, se han intervenido un total de 213 kilos de cogollos de marihuana envasada al vacío, lista para su envío a Holanda y Bélgica mediante empresas de paquetería. Para no levantar sospechas, remitían dichos paquetes desde diferentes provincias de España.

Entre lo intervenido, se les ha encontrado 387.025 euros en metálico y una pistola. La investigación se inició el pasado mes de febrero, tras los primeros indicios de estar ante una red de tráfico de marihuana. El prostíbulo de Guadalajara resultó ser un actividad más de la banda.


Más información: