Sede de Bienestar Social en Guadalajara. (Foto La Crónic@)
Sede de Bienestar Social en Guadalajara. (Foto La Crónic@)

La Junta ha introducido un nuevo servicio de videointerpretación en lengua de signos en las delegaciones de Bienestar Social y Centros Base de Valoración y Atención de toda Castilla-La Mancha para facilitar su relación con la Administración regional. Así lo ha anunciado la consejera de Bienestar Social, Bárbara García Torijano, con motivo del Día Nacional de las Lenguas de Signos Españolas.

Se requiere cita previa

La titular de Bienestar Social ha explicado el funcionamiento del servicio, que beneficia potencialmente a las 15.000 personas con discapacidad auditiva que hay en la región, y que permite, mediante cita previa, que cualquier persona sorda pueda acceder a las delegaciones o a los Centros Base y transmitir sus peticiones a la administración, a través de unas ‘tablet’ y con unos intérpretes de lengua de signos al otro lado, ha informado la Junta en nota de prensa.

Acompañada por el Director General de Discapacidad, Javier Pérez; el delegado de la Junta en Toledo, Javier Úbeda; la presidenta de la Asociación provincial de Sordos, Carmen Cabello; y el Delegado de Bienestar Social, Maximiliano Rodríguez, la consejera ha asistido a la demostración práctica de este Servicio en la Delegación Provincial de Bienestar Social.

Allí, en la Oficina de Registro de la Delegación, una usuaria con discapacidad auditiva ha mostrado cómo realizar los trámites pertinentes con la administración con la asistencia de una empleada pública y con la ayuda de un intérprete de lengua de signos que ha accedido al encuentro por vía telemática, mediante videollamada en tiempo real, facilitando la comunicación entre la usuaria y la funcionaria hasta finalizar el procedimiento solicitado.

«Apoyándonos en las nuevas herramientas tecnológicas al servicio de la comunicación se ha implantado esta iniciativa que ya resultó exitosa en su fase piloto en las Oficinas de Información y Registro de la Junta y que busca favorecer la igualdad de oportunidades y la discriminación positiva de las personas con discapacidad», ha afirmado Bárbara García Torijano.

Más información: