Control de temperatura antes de acceder a la piscina municipal de Sigüenza.
Control de temperatura antes de acceder a la piscina municipal de Sigüenza.

Nuevas normas y unas pocas semanas para acostumbrarse a una piscina que ya no se usa como antes. El ejemplo de Sigüenza ilustra lo que se encuentran los usuarios de las piscinas municipales que han abierto tras el estado de alarma… que no son todas las de la provincia, ni mucho menos. El temor a los problemas y al contagio ha hecho que muchos municipios no se hayan animado a seguir el camino emprendido por la capital. Azuqueca, Marchamalo, Trillo o Sigüenza.

En primer lugar, y para garantizar el aforo limitado a 250 personas, el Ayuntamiento seguntino ha habilitado un sistema de reserva de plaza, con 24 horas de antelación. Los usuarios pueden hacerlo por teléfono o presencialmente, consultándolo con el personal de la piscina el día anterior, o bien telemáticamente, incluso el mismo día, siempre y cuando haya plazas disponibles.

Baños de media jornada

Para favorecer el uso de la piscina por el mayor número posible de usuarios, una misma persona no puede reservar plaza para todo el día, sino que debe hacerlo sólo para el turno de mañana, desde las 11:30 hasta las 15:30, o bien para el de tarde, desde las 16:30 hasta las 20:30. Entre uno y otro turno, el personal procede a la desinfección total de las zonas comunes.

Parcelas marcadas en la piscina municipal de Sigüenza, en julio de 2020.
Parcelas marcadas en la piscina municipal de Sigüenza, en julio de 2020.

Bañistas con límite

Con el fin de que se puedan aprovechar los tiempos, se solicita a los bañistas que abandonen los vasos quince minutos antes del cierre del turno, para que se puedan secar y salir ordenadamente, a fin de poder proceder a la desinfección a conciencia de la instalación. Además del aforo restringido a la piscina, también está limitado el número de personas que pueden usar cada vaso.

Gel al entrar y toma de tempetatura

A la entrada de la piscina, los bañistas se lavan las manos con gel hidroalcohólico, se les toma la temperatura y se toman medidas para la desinfección del calzado. Además, el césped ha sido dividido en parcelas con capacidad limitada para propiciar la distancia social. El Ayuntamiento recuerda la necesidad de uso de mascarilla, cuando no se pueda garantizar la separación entre personas que no forman parte de la misma unidad familiar.

Más información: