El presidente de las Cortes de Castilla-La Mancha, Pablo Bellido, ha participado este martes de las Fiestas del Carmen en la capital del Señorío. Ha felicitado a los vecinos de Molina de Aragón así como al Ayuntamiento de la ciudad y ha apuntado que la localidad “necesita el apoyo de las administraciones”.
 
“Quiero animar a todos los castellanomanchegos y castellanomanchegas a que vengan a visitar una de las comarcas, una de las ciudades más bonitas de la región”, ha enfatizado.
 
En su visita a Molina de Aragón, Bellido también ha firmado en el libro de honor del Ayuntamiento y ha recibido la medalla de la Cofradía del Carmen de mano de los Caballeros de la Orden. Ha asistido a la misa en la iglesia de Santa María de San Gil y ha participado en la posterior procesión con la imagen de la Virgen del Carmen.  

Apoyo a Pedro Sánchez 
“Estoy satisfecho con la labor propositiva de los grupos parlamentarios Socialista, Popular y Ciudadanos, me gustaría que este clima de entendimiento, de propuestas, pudiese extenderse al conjunto de España”, ha planteado el presidente de la Cámara regional.
 
Con ello, se ha referido a la “frustración” que existe en el país como consecuencia de “las mayorías de bloqueo que impiden lo que la ciudadanía ha elegido, que haya un Gobierno” y, en este sentido, ha reflexionado que “se hace imprescindible que cuanto antes los grupos parlamentarios, en definitiva, los partidos políticos superen sus contradicciones y hagan lo que los ciudadanos han pedido, que se forme un gobierno”.
 
“De lo contrario, se estaría cometiendo un verdadero fraude, la ciudadanía no quiere volver a votar, es imprescindible que superemos los enfrentamientos y busquemos a través de las cesiones oportunas un acuerdo que le dé gobierno a España, estabilidad y poder abordar cuestiones fundamentales como el futuro de las pensiones, la financiación autonómica para tener servicios públicos de calidad como la sanidad, educación, bienestar social, dependencia y, en definitiva, conseguir el clima que necesita este país”.
 
Bellido ha manifestado su apoyo a la posición del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, que –según ha afirmado- “está llena de cordura y coherencia”, ya que “lo que no es posible en medio de una negociación es secuestrar las conversaciones a través de consultas que, en todo caso, serían legítimas para refrendar, revalidar o incluso descartar acuerdos, pero en ningún caso pueden ser la condición para el mismo”.
 
“Si hoy el PSOE hiciese también un referéndum sobre si aceptaríamos si Pablo Iglesias fuese vicepresidente de España, lo que haríamos sería meter al país en un callejón sin salida, lo que tienen que hacer los partidos políticos es hablar y cuando alcancen un acuerdo, si quieren, someterlo al escrutinio de su militancia, pero esto que hace Pablo Iglesias es un verdadero fraude que solamente persigue un interés personal suyo o de su entorno”, ha insistido.