TOLEDO, 9 (EUROPA PRESS)

El Gobierno de Castilla-La Mancha ha decidido suspender la actividad lectiva en los centros educativos no universitaria al menos los próximos lunes y martes debido a la incidencia de la borrasca Filomena en el territorio regional y la previsión de heladas a la que dejará paso el temporal de nieve, tal y como ha confirmado a Europa Press la consejera de Educación, Cultura y Deportes, Rosa Ana Rodríguez.

Esta decisión se ha tomado tras la reunión mantenida este mismo sábado entre el presidente regional, Emiliano García-Page, la propia Rosa Ana Rodríguez, y los consejeros de Hacienda y Administraciones Públicas, Juan Alfonso Ruiz Molina; de Fomento, Nacho Hernando; y el vicepresidente autonómico, José Luis Martínez Guijarro.

Rodríguez ha apuntado que la suspensión se decreta debido al “gran problema de movilidad” que va a existir a lo largo de toda la red de carreteras.

Tras recordar que la región ya se adelantó a las malas previsiones meteorológicas aplazando al lunes el inicio del segundo trimestre, ha indicado que ahora es “una obligación” volver a paralizar el arranque de las clases tras escuchar los informes de las direcciones generales de Protección Ciudadana y de Carreteras.