Niña a las puertas de su colegio. (Foto: EP)
Niña a las puertas de su colegio. (Foto: EP)

Hasta ahora, las noticias de cierres de colegios sólo llegaban de la provincia, las raras veces en que la Junta de Comunidades no veía posibilidad de mantenerlos abiertos aunque fuera con poca chavalería en las aulas. Ahora, y con vistas al próximo curso, el cierre de todo un centro educativo público se produce en la capital y, dentro de ella, en uno de sus barrios más populosos. Parece que sobran colegios o faltan niños. O las dos cosas a la vez.

Educación va a agrupar en un solo centro a los alumnos de los colegios “Río Tajo” y “Balconcillo”, en las actuales instalaciones de este último. Para justificar la medida se alude al “reducido número de matriculaciones en ambos centros, que se encuentran ubicados en un radio de 500 metros, en el que también se ubica el CEIP “Alcarria”, que presenta cifras similares de matriculación”.

Los tres colegios están preparados para atender dos líneas por curso e incluso en el caso del “Balconcillo” tiene capacidad para tres clases para cada curso. Sin embargo, en la actualidad en el “Río Tajo” solo hay alumnos inscritos como para una clase por curso, de menos de 20 alumnos por aula de media. En cuanto al “Alcarria”, sólo en un curso de Primaria mantiene dos líneas, según indican desde la delegación provincial, con una ratio de 13 alumnos por clase. Finalmente,  en el “Balconcillo” solo en algunas de las clases se cuenta con alumnado para dos cursos, “igualmente con ratios muy bajas”. Además, indican que “esta media se va reduciendo cada curso, con un número menor de matriculaciones en estos colegios, que se encuentran en una zona de la ciudad que presenta cada año menos población en edad escolar”.

Exterior de la Escuela Oficial de Idiomas de Guadalajara.
Exterior de la actual sede principal de la Escuela Oficial de Idiomas de Guadalajara.

La Escuela Oficial de Idiomas ocupará el actual colegio “Río Tajo”

Se da la circunstancia de que actualmente el CEIP “Río Tajo” acoge en parte de su centro algunas de las aulas de la Escuela Oficial de Idiomas (EOI). Una vez se produzca la fusión, la EOI se trasladará íntegramente a las instalaciones de este colegio. De ese modo, aseguran, se podrá aumentar el número de aulas y la oferta de plazas.

A su vez, las instalaciones que en la actualidad albergan la sede principal de la EOI en Guadalajara pasarán a estar ocupadas por el Centro de Educación para Personas Adultas Río Sorbe.

El delegado de Educación, Ángel Fernández-Montes, sostiene que con esta fusión se mantendrán todos los programas educativos de los centros, ambos bilingües.

Más información: