Disco bar.
Barra de un establecimiento.

Policía Local y Protección Civil han llevado a cabo una campaña intensiva se seguridad con la que el Ayuntamiento pretende que la ciudad de Guadalajara no se relaje en el cumplimiento de las medidas de seguridad para evitar los preocupantes rebrotes de coronavirus que afectan ya a muchos puntos del país. Hasta este pasado domingo, 9 de agosto, la Policía Local había impuesto un total de 146 denuncias.

De las 146 denuncias, 42 están relacionadas con la práctica del botellón, 12 con fiestas en domicilios, 82 por no utilizar mascarilla, 5 con vandalismo y 5 a establecimientos por incumplimientos varios, según ha informado en nota de prensa el Consistorio.

Respecto a los establecimientos, especialmente los relacionados con el ocio nocturno, han sido 75 las inspecciones realizadas en distintos días de la semana y en horarios diferentes, siendo únicamente 3 las denuncias formuladas por la Policía Local.

501 kilómetros por la ciudad, aleccionando

La campaña especial ha contado con un componente formativo y de concienciación por el que Protección Civil ha realizado 13 servicios hasta el pasado 31 de julio en los que ha recorrido parques, pistas deportivas y todos los barrios de la ciudad buscando a personas jóvenes para incidir en la importancia del uso de la mascarilla y también en la necesidad de desarrollar un ocio responsable con la situación actual.

Así, Protección Civil ha recorrido 501 kilómetros en la ciudad para llevar a cabo 160 acciones formativas con las que ha podido constatar un cumplimiento generalizado de las normas, aunque apunta a cierta falta de mentalización y a una falsa sensación de seguridad extendida entre muchas personas jóvenes.

La campaña ha consistido en acercarse a las personas más jóvenes para concienciarlas del riesgo que sigue presente en nuestro día a día, en supervisar el cumplimiento estricto de las normas relacionadas con el aforo en distintos establecimientos de la ciudad, en evitar y castigar la práctica del botellón y en asegurar el uso de la mascarilla.

Las distintas acciones se han desarrollado durante la segunda quincena de julio, especialmente las que tienen que ver con la vertiente más dirigida hacia la concienciación.