Vista de Sigüenza.
Vista de Sigüenza.

El Ayuntamiento de Sigüenza, ante las quejas recibidas por parte de los vecinos, especialmente durante los días festivos de la temporada de primavera y verano, por el consumo de alcohol en lugares públicos y las consiguientes alteraciones que genera, incluso a altas horas de la madrugada, ha promulgado una ordenanza municipal para prohibir el popularmente conocido como botellón.

Así, tras su aprobación por el pleno municipal correspondiente al mes de noviembre –por mayoría con los votos a favor del Gobierno municipal y la abstención de la oposición– y una vez transcurran los plazos legales de exposición y promulgación, la ordenanza prohibirá el consumo del alcohol en cualquier espacio público de la ciudad, y regulará el régimen de sanciones por incumplimiento.

La ordenanza recoge también las excepciones a la norma, ya que es posible solicitar permisos especiales al Ayuntamiento para el consumo de alcohol en la vía pública, en lugares y días determinados, previa autorización expresa.

Los vecinos afectados podrán interponer sus correspondientes denuncias ante la Policía Local o Guardia Civil. Los agentes del orden serán los encargados de abrir el correspondiente atestado, cuando proceda. La prohibición no afecta en absoluto al consumo de alcohol en las terrazas de los establecimientos hosteleros que cuenten con la correspondiente licencia municipal.

"Con su aprobación se benefician los hosteleros, porque el consumo de alcohol se deriva a los establecimientos autorizados en las condiciones que marca la ley, y en general los vecinos, a quienes les ahorramos ruidos y molestias innecesarios", ha afirmado el teniente alcalde del Ayuntamiento de Sigüenza, Felipe Lucio, que se encargó de explicar su propósito en el Pleno.