El delegado de la Junta en Guadalajara, Eusebio Robles, junto a la alcaldesa de Sigüenza, María Jesús Merino, han asistido este sábado a ruta del Tren Medieval que une la estación de Chamartín con la de Sigüenza. 

Durante el viaje, puesto en marcha hace ya 14 años, los participantes pueden degustar dulces típicos seguntinos, trufas artesanas, escuchar música medieval en directo o asistir a las animaciones de trovadores, zancudos y malabaristas.

Una vez llegados al destino, los viajeros conocen en visita guiada el casco histórico de Sigüenza en un recorrido que incluye la Plaza Mayor, varias iglesias románicas, la plaza del Doncel, el patio de Armas del Castillo y la ciudad medieval.