23.2 C
Guadalajara
23 mayo 2024
InicioLocalSe acabó lo de esperar a la ambulancia en la puerta del...

Se acabó lo de esperar a la ambulancia en la puerta del Hospital de Guadalajara

Esta nueva sala que ayuda a los traslados de pacientes está en la planta cero, junto al Registro del Hospital de Guadalajara, con un horario limitado.

-

El Hospital Universitario de Guadalajara ha estrenado una nueva Sala de Transferencias e Itinerancia, que es como le llaman al recinto reservado para los pacientes que acuden a consultas externas o pruebas diagnósticas en ambulancia y para aquellos pacientes que reciben el alta hospitalaria y necesitan ser trasladados en ambulancia a su domicilio.

Hasta ahora, estos pacientes esperaban su traslado en ambulancia en el acceso principal a hospitalización.

Esta sala de espera ahora acondicionada y dotada está en la planta cero, junto al Registro. Permanece abierta de 9:30 a 17:00 horas con el fin de mejorar la movilidad y el acceso de estos pacientes, situarlos en un espacio con menor tránsito y mayor intimidad y por otra parte facilitar la labor de coordinación del transporte sanitario.

Al quedar libres algunos espacios con el traslado de servicios al nuevo edificio, se ha podido proceder a esta mejora. “Era una prioridad y un compromiso de esta Gerencia garantizar a estos pacientes una atención más digna y humana, adecuando un espacio que garantiza mayor intimidad y comodidad”, ha destacado la gerente, Elena Martín.

“Era necesario contar con un espacio adecuado para garantizar el bienestar, la intimidad y la dignidad de las personas que deben esperar para su traslado en ambulancia”, ha abundado la responsable de Humanización del Área Integrada de Guadalajara, Sandra Ropero.

Una sala cómoda y con responsable

La sala cuenta con la presencia de una profesional de referencia, una coordinadora de transporte sanitario a la que pueden dirigirse los usuarios de manera directa evitando tener que realizar llamadas telefónicas. “De esta manera facilitamos las gestiones y un trato más cercano y humanizado, reduciendo además tiempos de espera”, indica Sandra Ropero.


Más información: