colegio Maestra Plácida, en Azuqueca de Henares.
Colegio Maestra Plácida, en Azuqueca de Henares.

CCOO acepta que el curso escolar ha comenzado en Guadalajara «con normalidad, y con algunas mejoras respecto a años anteriores, como la contratación de nuevos docentes para nuestros centros». Sin embargo, estiman que esto no es suficiente, «dado que muchos de los contratos son a tiempo parcial; de hecho, se han adjudicado plazas a interinos con fecha de comienzo a 8 de septiembre, de tal manera que no cobraran el verano al no comenzar su relación laboral con la Administración el primer día de este mes». Así, la directora de Cobeta «ha sido contratada y nombrada en su cargo un día antes del comienzo de curso y en consecuencia no tendrá retribución salarial en verano», puntualizan desde CCOO.

Problemas «repetidores»

«Hay otras incidencias que curso tras curso se repiten”, como la no finalización de las obras de mejora o saneamiento en algunos de los centros educativos de la provincia «y que un año más se solapan con la presencia del alumnado, con el consiguiente desorden». Ponen como ejemplo, el Instituto de Educación Secundaria Harévolar en Alovera, donde los trabajos de albañilería no han terminado y donde para cubrir la plaza de ordenanza del instituto no ha habido una nueva contratación, sino una movilidad de personal de otro centro de una localidad cercana. La Escuela Infantil Castilla-La Mancha, perteneciente a la Junta de Comunidades, es otro de los casos en el que las obras no finalizaron antes de la llegada de los menores.

Más información: