Cobeta ha sido manteniendo la
Cobeta ha sido manteniendo la "calle de las escuelas", aunque estuvieran cerradas. (Foto: Google Maps)

Este curso 2021-2022 se ha conseguido la apertura del Centro Rural Agrupado (CRA) de Cobeta. Se trata de un pequeño municipio de la provincia de Guadalajara que, tras más de tres décadas, vuelve a abrir las puertas de sus antiguas escuelas. Entre las calles de su escaso caserío aún seguía existiendo la «de las escuelas», como una premoción de que la situación del cierre de esa fundamental instalación se podía llegar a revertir. Y así ha sido.

«Es un motivo de satisfacción que nuestra provincia vuelva a abrir en este curso una nueva escuela rural, algo que nos ilusiona y nos empuja a seguir trabajando por la igualdad de oportunidades allá donde estén esas ciudadanas y ciudadanos, bien sea en una ciudad o en una zona recóndita de las que tenemos en nuestra provincia”, ha destacado Fernández-Montes, delegado provincial de Educación.

En pleno Alto Tajo

Situada en la comarca del Alto Tajo, Cobeta cuenta con poco más de 100 habitantes y, lo que es fundamental, han logrado que 6 niños vayan a clase allí. Concretamente, 5 niñas y 1 niño. Para conseguirlo han tenido que atraer a familias con hijos en edad escolar, con el reclamo de viviendas accesibles y la posibilidad de encontrar un empleo en la zona. En eso ha jugado un papel relevante su alcalde, Pedro Hernández Berbería, que encabezaba en 2019 la lista de ARGA, una candidatura independiente.

Los niños que ya vivían en Cobeta en los últimos años se desplazaban hasta Molina de Aragón o hasta Corduente, cubriendo entre 20 y 30 kilómetros de distancia todos los días.

Con la incorporación de Cobeta, «sumamos en la zona rural 1.003 alumnos que se distribuyen en un total de 14 centros rurales agrupados. Son niñas y niños que dan vida a nuestros pueblos, fijando población y evitando la despoblación del entorno rural”, ha subrayado Fernández-Montes.

A este nuevo centro de Cobeta se le une el CEIP nº 17, resultante de la fusión de los CEIP Río Tajo y CEIP El Balconcillo en Guadalajara capital. Una solución que no estuvo exenta de polémica, como informó en su día LA CRÓNICA.

Más información: