Una rotonda y 230 viviendas para desatascar y dar mejor imagen a la zona del río Henares, según el plan inicial. Los atascos previos ya están aquí.

Se avecinan obras y cortes de tráfico para los próximos meses en los aledaños del puente del río Henares en Guadalajara, a causa de las obras de una futura promoción urbanística en ese punto, que llega con muchos años de retraso y que serán difíciles de esquivar.

Lo que ya está aquí, porque se empieza a aplicar desde el miércoles, es el cambio en la circulación para muchos de los vehículos que por ahí transitan, aunque no para todos.

Según resaltan desde el Ayuntamiento, la medida que supondrá un mayor impacto el tráfico rodado es el desvío de la circulación desde la carretera de Fontanar, la CM-101, hacia Guadalajara.

Los mayores problemas deberían producirse en agosto, coincidiendo con la estampida vacacional, «aunque en los próximos meses se sucederán cortes y modificaciones puntuales en toda la zona, dependiendo de ritmo al que avancen las obras, tanto de construcción de la rotonda como de urbanización de todo el sector SUE-30», reconocen fuentes municipales.

Las alteraciones en el tráfico rodado, y las mejores opciones, se pueden resumir del siguiente modo:

  • Los que quieran acceder en coche a Guadalajara desde la CM-101 serán desviados hacia la carretera de Marchamalo, donde a pocos metros deberán girar a la izquierda para incorporarse a Francisco Aritio, gracias a una nueva calle. En la intersección con Francisco Aritio, encontrarán un semáforo, que les permitirá girar a la derecha para desplazarse en dirección a la estación de RENFE o a la izquierda, para dirigirse al centro de la ciudad.
  • A los que quieran acceder a la capital desde el polígono del Henares se les recomienda que utilicen la calle Cristóbal Colón, por un desvío habilitado desde la carretera de Marchamalo. Otra opción es continuar por la autovía de interconexión de los polígonos para acceder por Julian Besteiro (intersección con carretera de Cabanillas) o para dirigirse a la A-2, según las ganas que cada cual tenga de dar un rodeo grande o uno casi eterno. Otra opción, quizá más recomendable, para acceder a Guadalajara desde el polígono del Henares es utilizar la CM-10 por la Ronda Norte.
  • Los vehículos que desde el paseo de la Estación se dirijan a la carretera CM-101 podrán seguir haciéndolo con la normalidad que permitan las obras de toda esta zona.
  • Los vehículos que circulen desde la calle Madrid en dirección a la estación de RENFE o desde Francisco Aritio a la rotonda de los Agricultores utilizarán un ramal de la futura rotonda ya habilitado «y no tendrán que tomar ningún otro desvío», según se indica desde el Ayuntamiento.

Más información: