No es la primera protesta en defensa de la hostelería que se ha planteado en Guadalajara desde el inicio de la pandemia.
Una de las protestas en 2020 en defensa de la hostelería.

En los últimos meses, a poco que uno hablase con responsables de bares y restaurantes de Guadalajara, la conversación derivaba siempre en la misma dirección. Tras el lamento general por los pésimos meses vividos en 2020, era frecuente una misma reflexión: “Que esto no vaya a peor, que mientras nos dejen servir dentro…” Esa ilusión acaba de romperse en la capital, hasta el punto de comprometer muy seriamente el futuro de muchos negocios. En pleno invierno.

En el arranque de 2021, que debía ser el año de la recuperación, este lunes ha establecido la Junta las prohibición de que los clientes accedan al interior de bares y restaurantes, al menos durante los próximos diez días. Como viene informando LA CRÓNICA, Sanidad pretende con esa y otras medidas contener la expansión del coronavirus en la capital de la provincia. La ciudad sigue los pasos de Alovera, Marchamalo y Villanueva de la Torre, que ya estaban en Nivel 3.

En estas cuatro poblaciones, los establecimientos hosteleros vuelven a tener sus interiores cerrados y solo pueden servir en terraza y ésta, al 50% de su capacidad.

Desde CEOE piden más ayudas

La primera reacción de la Federación provincial de Turismo y Hostelería de Guadalajara, integrada en CEOE-CEPYME Guadalajara, ha sido solicitar  nuevas medidas de apoyo para garantizar la supervivencia del sector. Además reclaman la revisión de estas restricciones en lo concerniente al aforo de interiores “que permita al menos una mínima viabilidad para el sector”.

Otra de las peticiones entra en el terreno del sentido común, aunque no se practique habitualmente: que las autoridades competentes, cada vez que se vaya a producir un cambio de fase, dé un margen de mínimo 48 horas para que los establecimientos puedan reorganizarse en aspectos como abastecimiento de género, conservación del mismo e incluso la propia organización en cuanto a su personal.

Juan Luis Pajares lee el manifiesto en defensa de la hostelería el 12 de noviembre de 2020 en Guadalajara.
Juan Luis Pajares lee un manifiesto en defensa de la hostelería el 12 de noviembre de 2020 en Guadalajara.

“Que no demonicen al sector”

Desde la Federación provincial de Turismo y Hostelería de Guadalajara, se pide la puesta en marcha de “planes y fondos con ayudas económicas directas y a fondo perdido”, la aplicación de fondos europeos para el mantenimiento y supervivencia de las empresas y los autónomos durante los periodos de estado de alarma/pandemia o la moratoria automática, con ampliación de los periodos de carencia de la devolución de los principales de los créditos, durante todo el tiempo que perduren el estado de alarma o la declaración de pandemia, entre otras.

Por encima de todo, reclaman que no se demonice a un sector que consideran es “vital” para la economía de la provincia de Guadalajara.

Más información: