24.6 C
Guadalajara
7 junio 2024
InicioEconomíaLas malas posturas de los trabajadores provocan 4 sanciones a una empresa...

Las malas posturas de los trabajadores provocan 4 sanciones a una empresa de logística

Esta empresa tiene presencia en Guadalajara, con instalaciones en Cabanillas del Campo desde hace muchos años, aunque Trabajo se ciñe ahora a casos observados en Toledo.

-

La Inspección de Trabajo y Seguridad Social (ITSS) de Toledo ha impuesto a la empresa logística Logisfashion cuatro sanciones por infracciones graves a la normativa sobre riesgos ergonómicos, tal y como ha señalado CCOO. Esta empresa tiene presencia en Guadalajara, con instalaciones en Cabanillas del Campo desde hace muchos años.

En un comunicado, CCOO asegura que la suma de las multas puede llegar hasta cerca de los 200.000 euros y que Logisfashion tendrá además que adoptar las correspondientes medidas correctoras en un plazo de 45 días.

Esta es la nave más reciente de Logisfashion en Cabanillas del Campo.
Esta es la nave más reciente de Logisfashion en Cabanillas del Campo.



CCOO-FSC valora muy positivamente la «exhaustiva e impecable» actuación inspectora y la consiguiente acta de requerimientos y sanciones que, entre otras prácticas contrarias a la salud de los trabajadores, desvela cómo el «sistema de productividad» implantado por Logisfashion exige a su plantilla incrementar su exposición cotidiana a riesgos ergonómicos, puesto que cada trabajador se ve obligado a cumplir los ritmos de trabajo que impone la empresa, so pena de ser objeto de sanción.

Sin embargo, la existencia de este «sistema de productividad para cada puesto de trabajo» fue obviada por la empresa Cualtis, a la que Logisfashion encargó realizar la «evaluación de riesgos ergonómicos y planificación de la actividad productiva» que le reclamó la ITSS en marzo de 2022, a raíz de las denuncias de CCOO.

La «evaluación» que hizo Cualtis el 31 de enero de 2023 concluía que los niveles de riesgo de todos los puestos y todas las situaciones de trabajo en Logisfashion eran «tolerables» y apenas proponía medidas a implantar o a corregir, pero ahora «la Inspección descalifica por completo este informe».

Ese informe «no solo no tuvo en cuenta el número de tareas repetitivas que el sistema de productividad impone realizar en cada puesto de trabajo, sino que basó su evaluación considerando que se realiza más de un descanso». Sin embargo, recalca la ITSS, «existe una única pausa de 20 minutos; por lo tanto, la afirmación y premisa utilizada para la confección del informe no es cierta».

La Inspección subraya también que la evaluación «no identifica a las personas evaluadas, pese a que para los mismos puestos coexisten trabajadores de alta experiencia con otros de reciente incorporación e incluso de ETT»; además de recalcar que en Logisfashion «hay puestos de trabajo con riesgos ergonómicos que no han sido evaluados» por Cualtis; que tampoco tuvo en cuenta «los riesgos por bipedestación estática ni dinámica.

Logisfashion deberá además notificar a los delegados de prevención la fecha para la realización de la nueva evaluación, consultarles para la toma de decisiones y entregarles la evaluación una vez realizada.

La Inspección da a Logisfashion un plazo de 45 días para aportar la nueva evaluación, además de afrontar una sanción de entre 2.451 y 49.180 euros por la infracción grave en la que incurrió al presentar la invalidada evaluación anterior.

«CCOO-FSC y sus delegados de prevención en Logisfashion estarán vigilantes para que esta empresa atienda en forma, fondo y plazo todos los requerimientos de la Inspección y pide al resto de las empresas del sector que tomen nota», ha señalado la secretaria de Acción Sindical y Negociación Colectiva CCOO-FSC Toledo, Mamen Trujillo.

«Como recalca la Inspección, las evaluaciones deben adecuarse a la realidad de todos y cada uno de los puestos de trabajo y de todas y cada una de las situaciones que afronta cada trabajador/a a lo largo de su jornada laboral. No cabe ignorar los sistemas de productividad implantados en los centros de trabajo, puesto que exigen el cumplimiento de unos objetivos que requieren unos ritmos de trabajo que, de por sí, implican la exposición a riesgos ergonómicos, y no cabe decir que se hacen varios descansos cuando solo se hace uno o ninguno», ha manifestado.


Más información: