Pasta de espelta, a partir del cereal cultivado en Palazuelos.
Pasta de espelta, a partir del cereal cultivado en Palazuelos.

En gastronomía, lo digan los hermanos Roca es palabra de Dios, sin asomo de blasfemia en la expresión. La Espelta y La Sal (conocida por la marca comercial DeSpelta) es una empresa seguntina que transforma principalmente los cereales de la explotación agrícola ecológica de Francisco Juberías en las vegas de Palazuelos, en harinas y pastas ecológicas. Se trata de una explotación ecológica, que utiliza la rotación de cultivos como elemento regenerador del suelo. Centrada en la economía circular, La Espelta y la Sal reutiliza todos los subproductos que genera y, además, ha creado empleo en una de las zonas rurales despobladas de España.

Todos los trigos que utilizan son antiguos y las harinas son molturadas en grano entero en molinos de piedra. Esto garantiza sus propiedades y un gran sabor, siendo cereales que aportan salud, al estar en la harina el germen, el salvado y el endospermo.

Las pastas las fabrican en su obrador y son de harinas y sémolas semi-integrales de Trigo Espelta y Trigo Negrillo, trigo este último recuperado por la empresa y que sólo se comercializa desde Despelta, siendo el trigo que se sembraba en esta zona de Castilla desde muy antiguo. Al ser una explotación ecológica, se utiliza la rotación de cultivos como elemento regenerador del suelo. Es por ello que ofrecen legumbres ecológicas de calidad, que le aportan al suelo el nitrógeno necesario para obtener tener buenos cereales. DeSpelta es ecología, pues todos sus productos son ecológicos, es etnográfica, pues recupera el oficio de molinero en la zona de Sigüenza, es gastronomía de calidad, puesto que sus productos son muy reconocidos entre los mejores panaderos de España.

Por estas razones, se han hecho merecedores de uno de los premios que conceden los hermanos Roca, responsables del celebérrimo restaurante «El Celler», y también el BBVA.

De hecho, verán sus productos de temporada incluidos en una de las recetas que mensualmente El Celler de Can Roca elabora para el proyecto ‘Gastronomía Sostenible’, proyecto de apoyo y visibilización del pequeño productor que promueve, también, la cocina saludable con ingredientes de calidad y temporada.

Alimentos muy especiales de Guadalajara y de otras provincias se pueden adquirir en Santo Domingo. (Foto: La Crónic@)
Promoción en Guadalajara de productos elaborados con espelta por esta misma empresa. (Foto: La Cró[email protected])

Diez ganadores repartidos por toda España

Son diez los ganadores de toda España de la segunda edición de los Premios a los Mejores Productores Sostenibles. Los galardonados han sido seleccionados entre cerca de 200 candidatos de todo el territorio nacional.

Además de los guadalajareños, han sido elegidos el aceite de oliva de Aceites García de la Cruz (Toledo) y de Castillo De Canena Olive Juice (Jaén); la algarroba de Pedro Pérez Martínez (Valencia); el arroz de Riet Vell (Tarragona); las frutas y verduras de Terracor (Islas Baleares) y de ‘Saifresc’ Hortaval Natur (Valencia); la almendra de Almendrehesa (Almería); la miel de Antonio Simón (Madrid) y el tomate Lobello de Caparrós Nature (Almería).

Más información: