8.1 C
Guadalajara
23 febrero 2024
InicioSociedadSalmonella en unas nécoras de Pescanova

Salmonella en unas nécoras de Pescanova

Ha sido distribuido en su totalidad en establecimientos de la cadena de supermercados Froiz y a su franquiciado Mercamas, en Madrid, Galicia, Castilla-La Mancha y Castilla y León.

-

La Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición (AESAN), dependiente del Ministerio de Consumo, ha alertado de la presencia de salmonella en un lote de nécoras cocidas congeladas de la marca Pescanova. Recomiendan abstenerse de consumir este producto ultracongelado que, según la información disponible, ha sido distribuido en su totalidad en establecimientos de la cadena de supermercados Froiz y a su franquiciado Mercamas.

Aunque la alerta ha sido recogida a través del Sistema Coordinado de Intercambio Rápido de Información (SCIRI) gracias a una notificación de la Comunidad de Madrid, desde la Aesan advierten que la cadena de supermercados tiene también implantación en las comunidades autónomas de Galicia, Castilla-La Mancha y Castilla y León.

El producto implicado es ‘Nécora cocida ultracongelada’ de la marca Pescanova con el número de lote ‘40224’ fecha de caducidad de octubre del 2024. Se recomienda a las personas que tengan en su domicilio productos de esta alerta se abstengan de consumirlos y en el caso de haber consumido alguno de los productos de los lotes afectados y presentar alguna sintomatología compatible con la salmonelosis se recomienda acudir a un centro de salud.

Generalmente los síntomas se caracteriza por la aparición brusca de fiebre, dolor abdominal, diarrea, náuseas, vómitos, cefalea, mialgias y otros síntomas sistémicos. Los síntomas aparecen entre 6 y 72 horas (generalmente de 12 a 36 horas) después de la ingesta de alimentos contaminados con Salmonella, y la enfermedad dura entre 2 y 7 días.

En la mayoría de los casos, los síntomas de salmonelosis son relativamente leves y los pacientes se recuperan sin tratamiento específico. Sin embargo, en algunos casos, particularmente en niños pequeños y en ancianos, la deshidratación causada por la enfermedad puede ser grave y poner en peligro la vida.


Más información: