0.6 C
Guadalajara
29 febrero 2024
InicioEspaña/MundoLlegan los días más calurosos en abril desde 1980

Llegan los días más calurosos en abril desde 1980

Una masa de aire africano llevará los termómetros hasta 15 grados por encima de lo normal, a unos valores excepcionalmente altos para estas fechas en España, ya que se podrán rozar o llegar a los 40 grados centígrados

-

Una masa de aire procedente del norte de África, que podría ser la más cálida en situarse sobre la Península en estas fechas desde 1980 llevará los termómetros hasta 15 grados por encima de lo normal, a unos valores excepcionalmente altos para estas fechas, ya que se podrán rozar o alcanzar los 40 grados centígrados (ºC), «algo absolutamente extraordinario en abril», según informa la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET). En Guadalajara se superarán los 30 grados entre el jueves y el sábado.

A la masa de aire de latitudes bajas, que llegará recalentada tras su paso por África, se sumará a la estabilidad atmosférica, que permitirá brillar al sol, que a estas alturas del año ya calienta y dará lugar a un episodio de temperaturas excepcionales.

El portavoz de la AEMET, Rubén del Campo, expone que esta masa de aire que visitará la Península en los próximos días podría ser «la más cálida que se ha situado sobre España para estas fechas en al menos los últimos 43 años» y dará lugar a valores excepcionalmente altos que pueden pulverizar los récord de calor para el mes de abril en más de 5 grados centígrados.

En concreto, ha explicado que el domingo ya empezaron a subir los termómetros tras un breve receso de calor el sábado, cuando el mercurio volvió a sus valores más o menos normales respecto a la climatología. Así, las temperaturas máximas y mínimas seguirán subiendo y el jueves y el viernes serán los días de más calor, en una situación de altas temperaturas.

Desde el martes estarán entre 5 y 10 grados centígrados por encima de lo normal en la mayor parte de la Península y entre el jueves y el viernes entre 10 y 15 grados por encima de la media e incluso podrían estar más de 15 grados sobre lo normal el viernes en puntos del sur de la Península.

El portavoz indica que solo se librarán de este calor en la costa atlántica de Galicia y en el Cantábrico, aunque en el interior de estas comunidades se podrán superar los 25ºC, igual que en la costa catalana y del norte de la Comunidad Valenciana.

También subirán las temperaturas nocturnas, que serán altas para la época del año y desde el jueves se podrán registrar noches tropicales –de más de 20ºC– en zona del sur de la Península y del área mediterránea.

La situación podría prolongarse hasta el sábado cuando comenzaría a entrar una masa de aire atlántica, algo más fresca, aunque aún ese día será muy caluroso en el este de la Península y en Baleares donde se podrán superar en ambas zonas los 35ºC.

En Canarias las temperaturas también serán altas para la época del año pero no tanto y el miércoles y jueves podrían superarse 30 grados en puntos de Gran Canaria y de Fuerteventura.

En cuanto a las precipitaciones, esta última semana de abril no se esperan, aunque no se descarta que el próximo fin de semana pueda llover en algunas zonas del norte, pero en ningún caso serán cantidades abundantes.

Con este panorama, Del Campo advierte de que el riesgo de incendios será muy alto en el este de la Península hasta el miércoles y a partir del jueves el riesgo será muy alto o extremo y se extenderá a amplias zonas de la Península. También pide el portavoz mucha precaución en la exposición al sol porque el índice de radiación ultravioleta presenta ya valores muy altos.

ASCENSO GRADUAL
En concreto, este lunes espera que se superen los 32ºC en el valle del Guadalquivir, que los cielos estén prácticamente despejados en todo el país y apenas lluvias salvo en puntos de Galicia.

El martes seguirán las altas presiones y llegará el aire cálido, que provocará un nuevo incremento de las temperaturas tanto nocturnas como diurnas especialmente en el sureste, donde podrán subir unos 6 u 8ºC respecto al lunes y superar así los 28ºC en amplias zonas del territorio e incluso 34ºC en el valle del Guadalquivir, puntos de la región de Murcia y de la Comunidad Valenciana. Tan sólo podría haber alguna lluvia ese día el martes en el extremo norte de Península y no se descarta alguna tormenta en Cataluña.

El miércoles se producirá una nueva subida térmica excepto a orillas del Mediterráneo, donde soplarán las brisas y descenderán ligeramente. Ese día pasarán de 32ºC en el valle del Ebro, en el interior de la Comunidad Valenciana, puntos de Castilla-La Mancha, sur de Extremadura y amplias zonas de Andalucía.

En el valle del Guadalquivir el miércoles pasarán de 35ºC e incluso en Córdoba o Sevilla rondarán los 37ºC, por lo que podrían superar sus respectivos récord térmicos para el mes de abril, de 34ºC en Córdoba y de 35,4ºC en Sevilla. «Esto da una idea de lo extraordinario del episodio, ya que estos récord se pueden batir ampliamente», comenta.

El miércoles no parece probable que llueva excepto algún chaparrón en zonas de montaña.

Así, el portavoz señala que el jueves y el viernes serán los días de más calor ya que se superarán los 30ºC en muchas zonas de la Península y de Baleares. Por ejemplo, señala que en Madrid rondarán los 31 o 32ºC, cuando su récord en abril son 30,1ºC.

Incluso estos días se podría llegar a 40ºC. El viernes alcanzarán 34 ó 35ºC en el valle del Ebro y en la mitad sur. En Zaragoza podrían superarse los 35ºC y pasarían con creces el récord de calor en abril para la capital maña, de 32,4ºC. Mientras, en el valle del Guadalquivir se puede superar los 38ºC, una cifra que dista de su récord de calor de 32,4ºC en el mes de abril.

«No se puede descartar por completo que en el valle del Guadalquivir puedan llegar a 40ºC y eso en abril en España sería algo absolutamente extraordinario, pero en cualquier caso, aunque pongamos el foco en ese valor por su simbolismo, ya superar los 38ºC en pleno mes de abril sería algo absolutamente extraordinario en el valle del Guadalquivir es algo insólito y muy destacado», ha analizado.

En cuanto a las nubes, no descarta que el jueves y viernes aumente la nubosidad lo que aumenta la incertidumbre del pronóstico, de modo que en algunas zonas podría no subir tanto la temperatura.

Respecto a las mínimas, también irán subiendo gradualmente y el viernes aparecerán noches tropicales en el sur de la Península, en ciudades como Almería, Alicante, Jaén o Málaga.

Esas nubes que llegarán el jueves y el viernes no dejarán precipitaciones o, como mucho, algún chubasco aislado en zonas de montaña.

El sábado será una nueva jornada «extremadamente calurosa» para la época en el este peninsular y en Baleares, con más de 35ºC de temperatura máxima. El domingo llegará una bajada generalizada de los termómetros que pondrá fin a este episodio «extremadamente cálido».

Sin embargo, ese día, el domingo podrían repuntar los termómetros en el Mediterráneo. Sobre las lluvias, tampoco espera muchas precipitaciones el fin de semana, si acaso en el extremo norte peninsular y sin descartar que puedan extenderse a otros puntos del norte.

El episodio llegará a su fin a últimas horas del sábado y con mayor seguridad el domingo 30 de abril, cuando se producirá un descenso térmico notable, por la entrada de una masa de aire más húmeda y fresca por el oeste de la Península. De ese modo, la AEMET espera que el fin de semana se registren tormentas en zonas de la mitad norte y del este.

En todo caso, las temperaturas el sábado aún podrían superar los 35ºC en el valle del Guadalquivir y los 30ºC en el resto de la mitad sur y el valle del Ebro.

El descenso térmico será más generalizado el domingo y solo se superarán los 30ºC en el cuadrante suroeste peninsular y la AEMET dará por finalizado este episodio de temperaturas «excepcionalmente altas para la época del año».