Según la propia web oficicial de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha, a la Dirección General de Coordinación y Planificación que ahora ocupa Julio García le corresponde:
 
a) En materia de coordinación:
 

1º. El análisis, seguimiento y evaluación de los planes de actuación desarrollados por los distintos departamentos de la Administración Autonómica.
2º. El ejercicio de las funciones relativas a las competencias de coordinación de:
a. La actividad de las Consejerías y de órganos integrantes de la Administración Regional.
b. Las Delegaciones Provinciales de la Junta de Comunidades.
c. Los estudios, informes, evaluación y propuesta de reformas normativas de carácter trasversal.

 
b) En materia de planificación:
 

1º. La planificación de la acción del gobierno en atención a las necesidades regionales, así como el análisis y la evaluación de las políticas públicas.
2º. La determinación y el seguimiento de los planes que se implementen a nivel regional en atención a satisfacer las necesidades ciudadanas.

 
c) En materia de Justicia:
 

1º. Estudiar y analizar la situación actual de la Administración de Justicia en Castilla-La Mancha.
2º. Realizar los trabajos previos y proyectos estratégicos para una futura gestión de las competencias en el ámbito de la Administración de Justicia.
3º. Gestionar el proceso de traspaso de funciones y servicios en materia de justicia, así como la dirección de éstos una vez transferidos, sin perjuicio de lo establecido en relación con la comisión Mixta de Transferencias.
 
Su sede se encuentra en la plaza del Cardenal Siliceo, en el edificio como conocido "de Doncellas", en el casco histórico de la capital regional.