El delegado de la Junta, Eusebio Robles, ha confirmado que solo a lo largo de la tarde de este pasado domingo se registraron más de 150 incidencias en la provincia por la intensa lluvia. Los problemas se centraron en Azuqueca, Alovera, Guadalajara y Marchamalo en algún momento, para luego trasladarse hacia la zona de Mondéjar, donde hubo que cortar puntualmente dos carreteras, aproximadamente unos veinte minutos.

En todo caso, el delegado ha subrayado que la mayor parte de las actuaciones en la provincia han sido para achicar agua y ha agradecido la colaboración por parte de los Bomberos de Azuqueca de Henares. Se han anegado viviendas y garajes comunitarios y ha entrado barro en muchos de ellos.

Según Robles, la colaboración entre las distintas administraciones ha sido "total"; en todo caso, ha afirmado que durante toda la noche se han mantenido tres unidades vigilantes por si se registraba algún problema en alguna de las carreteras de la provincia, que se están terminando de solucionar.

Desde la Delegación han resaltado que no se han registrado daños personales.