Cuartel de la Guardia Civil en Azuqueca.

La Guardia Civil de la Comandancia de Guadalajara ha detenido a una joven guadalajareña, de 23 años de edad, en Azuqueca de Henares. Se la considera presunta autora de un delito de robo con intimidación. Concretamente, se habría hecho mediante amenazas con  los 650 euros que portaba un hombre, con el que había acordado la venta de un teléfono móvil por ese importe. Los hechos ocurrieron, además, en plena vía pública, en las proximidades de la estación de Renfe, según ha podido conocer LA CRÓNICA.

La detención se ha producido ahora, pero el inusual suceso ocurrió en diciembre de 2020. Fue entonces cuando un vecino de Parla denunció haber sido víctima de un robo con intimidación en Azuqueca de Henares.

O el dinero o una paliza

Según la denuncia, que presentó en dependencias de la Policía Nacional de Parla, la víctima (un hombre que ronda los 40 años de edad) estableció contacto con otra persona a través de una conocida aplicación de compraventa de artículos entre particulares. Fue así como acordó la compra de un teléfono móvil, por un valor de 650 euros. Cerrado el trato, quedó con la vendedora en Azuqueca de Henares.

Cuando acudió al lugar para la supuesta compraventa, habría sido intimidado por la ahora detenida. El “argumento” empleado  para que le entregara el dinero no fue otro que amenazarle de que, si no lo hacía, recibiría una paliza por parte de dos individuos que, según la joven, se encontraban en las proximidades. De los potenciales agresores no ha habido constancia alguna ni indicio de su existencia.

La detenida, de 23 años de edad, es vecina de la ciudad de Guadalajara.

Más información: