La lavanda de la Alcarria es un buen negocio, no sólo una foto bonita.
La lavanda de la Alcarria es todo un reclamo turístico.

El Ayuntamiento de Brihuega ha contratado los servicios de una empresa de seguridad, que se encargará de regular los accesos en la medida de lo posible, controlar aforo en los campos de lavanda y regular y controlar los aparcamientos gratuitos tanto en las plantaciones, como los que se habiliten en el municipio.

El alcalde de Brihuega, Luis Viejo, y el concejal de Seguridad, Roberto Tirado, se han reunido con el subdelegado de Gobierno de Guadalajara, Ángel Canales, para coordinar con garantías la llegada de turistas, según ha informado el Ayuntamiento en nota de prensa.

Aunque se han suspendido las visitas guiadas y el concierto privado, se espera un pico notable de visitas para disfrutar del espectacular florecer de sus campos. Aseguran que se viene trabajando desde hace meses en un plan específico de seguridad reforzado para el coronavirus, “con un técnico especialista”.

“Sin poner puertas al campo”

Los responsables municipales han explicado ante la Subdelegación del Gobierno el plan especial de seguridad que han diseñado para este año, reforzado especialmente para evitar riesgos con el coronavirus.

Desde Brihuega enfatizan que el subdelegado, Ángel Canales, se ha comprometido a trabajar con las autoridades policiales para garantizar la seguridad de vecinos y visitantes. “Somos conscientes de que tendremos bastante afluencia de visitantes este año, por el fomento del turismo de interior y porque cada año somos más conocidos; pero nuestra prioridad es maximizar la seguridad y evitar riesgos con la pandemia, por eso nos hemos visto a suspender actividades como las visitas guiadas y pronto podremos presentar un programa de actos reducido y acorde a las circunstancias”, explicó el concejal.

Luis Viejo, el alcalde briocense, ha insistido en la “peculiaridad de esta celebración, dado que tratándose de un fenómeno natural que se produce en un espacio abierto, resultaría muy complejo tratar de poner, literalmente, puertas al campo impidiendo las visitas. Trataremos de canalizarlo, siempre priorizando la seguridad y conscientes de la situación de crisis sanitaria que atraviesa todo el planeta”.

Viejo resalta la importancia económica que la celebración de la Floración tiene para su municipio, “un pico de turismo como el que experimentan las poblaciones de costa y que supone que debamos ser muy cautelosos con todos los pasos que llevemos a cabo, siempre prudentes y con sentido común”.

Banner Trillo