Solaria va a instalar en la provincia de Guadalajara, en los términos municipales de Budia, Cifuentes, Peralveche, San Andrés del Rey y Trillo, la que pasa por ser la mayor planta fotovoltaica de Europa. La compañía tiene previsto invertir 220 millones de euros en el proyecto.

Se van a generar más de 4.000 empleos directos durante la fase de construcción y otros 50 empleos directos fijos adicionales vinculados a tareas de operación y mantenimiento. Aseguran desde Solaria que se hará siempre priorizando la contratación de trabajadores locales. Además, se contará también con la participación de los agricultores y trabajadores de la zona para labores de desbroces y adecuación de los terrenos.

Todas las personas interesadas en trabajar en Solaria podrán enviar sus candidaturas a partir del lunes 10 de mayo, a la siguiente dirección email:

rrhh@solariaenergia.com

Palabras del presidente de Solaria

Según Enrique Diaz Tejeiro, presidente de Solaria: “consideramos fundamental fijar población en los pueblos donde se ubicará el proyecto fotovoltaico Cifuentes – Trillo, por eso nuestro compromiso es muy alto a la hora de apostar por aquellas familias que quieran instalarse en estos pueblos con un puesto de trabajo fijo en el mantenimiento de nuestros parques, contarán con toda la ayuda y recursos que sean necesarios”.

De manera adicional, se espera una creación sustancial de cientos de puestos de trabajos indirectos que se generaran tanto durante la fase de construcción como de operación. 

“En las próximas semanas anunciaremos inversiones adicionales y convenios de colaboración con Guadalajara; ya estamos trabajando en varias iniciativas relacionadas con el medioambiente, la formación y la integración de las energías renovables en el entorno local. Solaria llega a Guadalajara para quedarse, por eso queremos ser parte e integrarnos en la sociedad, con sus pueblos y su gente. También contribuiremos de manera muy positiva con la economía regional vía el pago de impuestos que se estimamos sea superior a 40 millones de euros durante la vida útil de los proyectos”, detalla Diaz-Tejeiro.

El complejo se conectará a la subestación eléctrica de Trillo (400kV), donde se conecta también la central nuclear de la zona, posicionando a Solaria y Castilla-La Mancha como pioneros en impulsar la transición energética en España y Europa, que contempla el apagado paulatino de energía nuclear, para sustituirla por otras alternativas renovables.

La puesta en funcionamiento de las plantas permitirá suministrar energía limpia a más de 370.000 hogares al año, lo que permite cubrir las necesidades energéticas de toda la provincia de Guadalajara. Además, evitará la emisión a la atmósfera de alrededor de 250.000 toneladas de CO2 al año.