Isabel Díaz Ayuso, presidenta de la Comunidad de Madrid.
Isabel Díaz Ayuso, presidenta de la Comunidad de Madrid.

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, ha tendido la mano para la colaboración al resto de autonomías del país frente a la pandemia y ha defendido que “no hay ninguna comunidad radiactiva”.

Así ha contestado la dirigente regional madrileña, en entrevista en ‘RNE’, a las palabras del presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, que señaló esta misma semana que “el 80 por ciento de los casos” que llegaron a esta región fueron consecuencia “de la bomba vírica radioactiva que se plantó en Madrid”.

Medidas propias, sin presión de Page

Ayuso ha manifestado que las restricciones que aprueba este viernes su Gobierno para frenar el coronavirus no son consecuencia de la presión de las autonomías limítrofes, dado que son medidas que “se aplican con mucho más tiempo” y planes que llevan “estudiando muchísimas semanas”.

“Yo tengo claro que no hay ninguna comunidad radiactiva. Somos España y yo jamás hubiera dicho lo mismo de Aragón o de Cataluña durante el verano. Todo lo contrario, me pongo a disposición de las comunidades autónomas como he hecho y haré siempre para ayudar”, ha defendido.

Como ejemplo, la presidenta regional ha recordado que durante el verano firmó un convenio con Castilla-La Mancha y con Castilla y León en materia de incendios forestales o que ha mandado efectivos a Extremadura.

“No dudaría en enviar lo que hiciera falta a cualquier rincón de España si un presidente autonómico así lo necesita”, ha subrayado, al tiempo en el que ha incidido en que no es el momento de “terruños”.

Más información: