Sepulturas en uno de los patios más antiguos del cementerio de Guadalajara. (Foto: La Crónic@)
Sepulturas en uno de los patios más antiguos del cementerio de Guadalajara. (Foto: La Crónic@)

Entre marzo y septiembre de 2020 se han emitido 14.259 licencias de enterramiento en Castilla-La Mancha. De ese total, en 5.784 casos se refleja el coronavirus como causa sin asomo de duda del fallecimiento (en 3.224 ocasiones) o se contempla “sospecha compatible con coronavirus” (en otras 2.560), lo que representa un 40,6 por ciento.

El dato lo ha facilitado el Tribunal Superior de Justicia en Castilla-La Mancha (TSJCM) este viernes. Acotándolo al último trimestre, las licencias de enterramiento expedidas en Castilla-La Mancha entre el 1 de julio y el 30 de septiembre de 2020 fueron 4.308. Y de ese número, en 517 licencias de enterramiento (apenas un 12 por ciento, muy por debajo del global de la pandemia) se recoge como causa del fallecimiento COVID o sospecha compatible con COVID. Se alude a “sospecha” en aquellos supuestos en los que se recoge dicha probabilidad o sospecha en la certificación médica o existen motivos para ello por concurrir procesos patológicos de tipo pulmonar compatibles con dicha causa.

Guadalajara, la provincia con menos entierros

Por provincias, Ciudad Real es la que más licencias de enterramiento registra, con 4.475; seguida de Toledo, con 4.090; Albacete, con 3.025, Cuenca, con 1.372 y Guadalajara, con 1.297.

La provincia con el porcentaje más alto de coronavirus o sospecha como causa de la defunción es Ciudad Real, con un 48,9% de los casos totales, mientras que Toledo registra el porcentaje más bajo, con un 33,4% de la cifra total de casos.