Sede del INSS en Guadalajara. (Foto: La Crónic@)
Sede del INSS en Guadalajara. (Foto: La Crónic@)

Autónomos y empresas han podido comprobar cómo este martes, 31 de marzo, el Estado cobraba como si nada pasara los seguros sociales a través del INSS. Este mismo día, el Consejo de Gobierno de Castilla-La Mancha ha aprobado posponer hasta que finalice el estado de alarma decretado por el Gobierno central por la crisis sanitaria del coronavirus el cobro de los tributos, tanto de los que gestiona la Administración regional como los cedidos.

Así lo ha avanzado en la rueda de prensa que ha ofrecido, tras la reunión del Consejo de Gobierno, el consejero de Hacienda y Administraciones Públicas, Juan Alfonso Ruiz Molina, que ha indicado que con esta medida el Ejecutivo regional pretende facilitar tanto a los particulares como a las empresas el cumplimiento de sus obligaciones tributarias.

Según ha precisado el consejero, tras el cierre de las oficinas de la Administración regional tributaria motivado por el estado de alarma se “estaría abocando a los ciudadanos y a las empresas al incumplimiento de su obligación tributaria con la consiguientes consecuencias jurídicas lesivas para sus intereses”, ha dicho.