En 2011 se retiraron las farolas fernandinas por los largueros luminosos de la imagen. En 2021, una década después, se vuelven a cambiar. (Foto: La Crónic@)
En 2011 se retiraron las farolas fernandinas por los largueros luminosos de la imagen. En 2021, una década después, se vuelven a cambiar. (Foto: La Crónic@)

El Ayuntamiento va a recuperar para diez calles y tres plazas del Casco Histórico de Guadalajara un total de 70 farolas fernandinas y siete tipo “villa” de las que tuvo en su día y que fueron sustituidas por otras de diseño más moderno y, al decir de muchos ciudadanos, muy cuestionable.

Lo ha anunciado este jueves el concejal de Nuevas Tecnologías, Israel Marco, en la Plaza del Jardinillo, acompañado del primer y de la segunda tenientes de alcalde, Rafael Pérez Borda y Sara Simón, que es también la coordinadora del Plan del Casco Histórico de Guadalajara.

Antigua farola fernandina con su sustituta, en una imagen de 2011. (Foto: La Crónic@)
Antigua farola fernandina con su sustituta, en una imagen de 2011. (Foto: La Crónic@)

Costarán 110.000 euros

Según Marco, el Consistorio va a invertir 110.000 euros en recuperar 70 farolas fernandinas y siete faroles tipo “villa” y el hecho de que hayan elegido la Plaza del Jardinillo para realizar este anuncio se debe a que esta plaza va a ser el eje neurálgico de las actuaciones, ya que en ella se podrán ver prácticamente todos los modelos de farolas fernandinas que existen.

Se colocarán a lo largo de todo el eje central del casco. Cerca de la iglesia de San Nicolás, tras el paso peatonal, se va a colocar la farola de cinco faroles que en su día estaba instalada en la Plazuela de Don Pedro; pero además, en esta misma plaza se van a instalar cuatro faroles estándar con farol fernandino; en la calle del Carmen, cuatro faroles dobles y en la Plaza del Carmen dos más y un brazo con otro tipo fernandino.

Farola fernandina en San Nicolás en 2011. (Foto: La Crónic@)

Además se van a recuperar 19 brazos con su escudo y un farol fernandino más para la calle Mayor, desde Miguel Fluiters hasta la entrada de la Concordia, a lo que se añadirán otros quince brazos más que se extenderán hasta la Plaza del Palacio del Infantado.

Se recuperarán los siete brazos con su escudo y farol fernandino para la entrada de Bardales; también se pondrá alguno más en la travesía de Santo Domingo, donde se van a instalar otros cinco brazos y tres más en la calle Miramar.

Por lo que respecta a los faroles tipo “villa” se van a instalar en la calle Benito Chavarri, Juan Miranda y en la calle Topete.

Recuperar la esencia de Guadalajara

“A través del alumbrado público vamos a recuperar la esencia y el encanto del casco y de Guadalajara. No se trata de cambiar unos puntos de luz por otros sino de buscar una urbanización artística en las farolas del casco histórico de la ciudad, algo que se había olvidad”, ha apuntado Marco en declaraciones a los periodistas.

En la actualidad, el tipo de farolas a las que se quiere volver en Guadalajara ya lucen en localidades como San Sebastián, Valencia, Sevilla o Málaga y no podía ser menos que estén en Guadalajara, ha subrayado el concejal.

Las farolas fernandinas retiradas en 2011 fueron tiradas en una nave del Fuerte. (Foto: La Crónic@)
Las farolas fernandinas retiradas en 2011 fueron tiradas en una nave del Fuerte. (Foto: La Crónic@)

Las anteriores, tiradas tras retirarlas

Las farolas fernandinas fueron retiradas del centro de la ciudad hace una década. Ya por entonces el PSOE, cuyo portavoz era Daniel Jiménez, siguió su rastro y las encontró tiradas en las naves del Fuerte… las mismas naves que siguen sin reformar, en este caso por la persistente dilación de la Junta de Comunidades.

“Han sido enterradas por el alcalde de Guadalajara, Antonio Román, en una de las naves del Fuerte de San Francisco donde se almacenan multitud de elementos ornamentales, históricos y estéticos de nuestra ciudad sin ningún cuidado y en un estado lamentable, como si se tratara de un basurero. De hecho, entre los materiales allí apilados, el Grupo Socialista ha podido descubrir incluso capiteles de columnas de siglos anteriores que podrían tener algún valor histórico y arquitectónico”, aseguró Jiménez en su día.

Las farolas de diseño moderno que las sustituyeron desde febrero de 2011 costaron 1.300 euros la unidad.

Más información: