La alcaldesa de Molinicos baraja en el corto plazo dedicar algún espacio municipal al cineasta

ALBACETE, 6 (EUROPA PRESS)

Hace un año que falleció José Luis Cuerda, a los 72 años, en Madrid. Director, guionista y productor de la comedia surrealista ‘Amanece que no es poco’, su film más conocido que muestra la vida rural rodada en tres pueblos de la Sierra del Segura: Molinicos, Ayna y Liétor.

“Cuando nos enteramos de la noticia fue como si se hubiera muerto un vecino más”, afirma la alcaldesa de Molinicos, María Dolores Serrano, quien asegura que la película supuso “un antes y un después, porque de alguna manera José Luis situó en el mapa a Molinicos”.

Rememora cuando se rodó la película, en el verano de 1988. Su familia tenía un restaurante donde le dieron de comer a todo el equipo, y recuerda entre risas la anécdota de cuando un camarero le tiró la sopa encima a Freda Lorente. “Se lo tomó con humor”.

También le llamó la atención que el director José Luis Cuerda “no comía nada más que zanahoria y cebolla a la plancha con un líquido que traía él de su casa”.

“Tenemos intención de ponerle el nombre de una calle o de alguna plaza, no sabemos todavía, pero lo tenemos en mente”, cuenta la alcaldesa de Molinicos.

La actriz Pastora Vega, a través de una entrevista telefónica, cuenta que el director “era muy honesto, siempre decía lo que pensaba” y recuerda “el ambiente maravilloso” del rodaje. “Todo era mucho más que una película, en los pueblos todos participaban, fue una experiencia única en aquel momento y muy divertida”.

CUMPLIRÍA 74 AÑOS

Cuerda (Albacete, 1947), que el próximo 18 de febrero cumpliría 74 años, dirigió, entre otras, ‘La lengua de las mariposas’ (1999), adaptación de un relato de Manuel Rivas, que protagonizó Fernando Fernán Gómez y por el que obtuvo el Goya a Mejor guión adaptado junto a Rafael Azcona.

Además, de su trayectoria será especialmente recordada la trilogía denominada del “surruralismo”, compuesta por ‘Total’ (1983), ‘Amanece que no es poco’ (1988) y ‘Así en el cielo como en la tierra’ (1995).

También destaca en su filmografía ‘El bosque animado’ (1988), la adaptación de la novela homónima de Wenceslao Fernández Flórez, protagonizada por Alfredo Landa, Fernando Rey, Miguel Rellán y Tito Valverde, por la que fue galardonado con el Goya a la Mejor película.

Entre sus galardones también destaca el Goya a Mejor guion adaptado por ‘Los girasoles ciegos’ (2008), protagonizada por Maribel Verdú y Javier Cámara.

Su última película, ‘Tiempo después’, estrenada en 2018, fue considerada la “secuela espiritual” de ‘Amanece que no es poco’ y, con un reparto en el que destacaban Miguel Rellán, Joaquín Reyes o Antonio de la Torre, entre otros, usó su característico humor surrealista para poner el foco en las diferencias sociales de clase.