Exterior de la sede del PP en Guadalajara.
Exterior de la sede del PP en Guadalajara en la calle Constitución.

En enero de 2023, el PP de Guadalajara ya no tendrá su sede en la calle Constitución, una histórica ubicación desde la que se ha marcado buena parte de la historia política de la provincia durante las últimas décadas. El partido de Núñez Feijóo cambiará la ubicación de su sede en la capital alcarreña en las próximas semanas, por un nuevo local en la Plaza de España. “Una nueva sede que nos va a dar un empuje y seguramente será escenario de muchos éxitos”, ha augurado el presidente provincial de la formación, Lucas Castillo. En Madrid, la de la calle Génova se mantiene, a pesar de lo planteado por Pablo Casado y Teodoro García Egea… que ya no están.

Este ha sido, quizá, el anuncio más interesante de todo lo planteado en la comida de Navidad del PP de Guadalajara, justo el día antes de que una encuesta del diario «El Mundo» recorte la ventaja que tenía el Partido Popular respecto al PSOE en el conjunto de España. Castillo, la víspera, consideraba que aunque las encuestas sean favorables al PP su partido debe «seguir trabajando muy duro y ganar porque ofrezcamos lo mejor a los ciudadanos y no porque venga el viento a favor».

En esta comida, Castillo ha tenido palabras de agradecimiento para el equipo que hace año y medio comenzó a liderar el proyecto a nivel provincial, para los diputados provinciales, para los ediles del Ayuntamiento de Guadalajara y ha subrayado de manera especial “el trabajo, esfuerzo y dedicación de todos y cada uno de los alcaldes y concejales de los municipios pequeños que día a día se dejan la piel por sus vecinos y por sus pueblos”.

También se ha referido a la labor que desempeñan los componentes de NNGG Guadalajara “que desarrollan un papel fundamental “y ha dicho “son el aire fresco y el futuro de este partido”.

Castillo ha asegurado que el Partido Popular tiene muchas ganas de gobernar y “los ciudadanos también lo comparten por lo que nos lo transmiten cada día en la calle”. Además ha resaltado que el PP “está dispuesto a dignificar la política, que se vuelva a respetar a nuestras instituciones y estamos dispuestos a trabajar y a confiar para ganar el futuro a nuestro país, España”.

Intervención de Lucas Castillo en la comida de Navidad del PP de Guadalajara.

“España nos necesita más que nunca, los socialistas no pueden seguir gobernando”

En este marco, el presidente del Partido Popular de Guadalajara ha apuntado que “para que Pedro Sánchez no sea presidente de España nunca más primero Emiliano García Page tiene que dejar de ser presidente de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha, y entrar en el Gobierno nuestro presidente regional, Paco Núñez”.

Castillo ha aseverado que “España nos necesita más que nunca en su historia reciente” y ha señalado que en una España en la que sus ciudadanos nos demandan más seguridad “nos encontramos con un Gobierno que legisla a favor de los violadores, de los delincuentes y de los ocupas, y que además, legisla en contra de aquellos que tienen que mantener la seguridad y el orden, nuestras Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado”·

El presidente provincial ha asegurado que los españoles necesitan al PP más que nunca porque “el Gobierno de Pedro Sánchez asfixia a familias y a las empresas con subidas de impuestos, y creando nuevos tributos, que le han permitido recaudar 150.000 millones de euros van a ir encaminados a la campaña electoral de Sánchez”.

Del mismo modo, ha lamentado que cuando España y los españoles reclaman igualdad ante la ley y una justicia más eficiente “encontramos un Gobierno que está blanqueando la corrupción y despenalizando el delito de la malversación de fondos”. Además, ha reprochado a los socialistas y a sus socios de Gobierno “que insulten a los jueces, que les llaman fascistas y que pongan en entredicho las sentencias que no van con su acción política” y ha criticado que su mayor interés “sea manejar el poder judicial”.

A su juicio, cuando peor están las cosas “tenemos el peor gobierno posible, con continuas guerrillas entre su ministros y entre los partidos que los sustentan, y a los que solo les une su interés por mantenerse en el sillón de mando”.

Para Castillo, “es sangrante ver como el Gobierno de España es leal con aquellos que quieren romper nuestro país” y ha censurado que Sánchez concretara desarrollar el debate de despenalizar el delito de sedición “pasada la media noche y con transparencia cero”.

Finalmente, el presidente del PP ha criticado «la hipocresía» del presidente socialista de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha, Emiliano García Page, que afirma en todos los medios de comunicación nacionales que defiende la unidad de Espala y que está en contra de despenalizar el delito de sedición y “sus diputados votan a favor”, y ha recordado que él mismo criticaba la entrada de Podemos en el Gobierno y fue el primero que tendió su mano a esa formación para gobernar en Castilla-La Mancha. En definitiva, Castillo ha asegurado que Page le recuerda a uno de los protagonistas de la película Las dos caras de la verdad, Edward Norton, “que parece el bueno de la película y resulta ser el malo de la historia”, ha concluido.


Más información: