Presentación del Festival Cuvo.
Presentación del Festival Cuvo.

La sala de audiovisuales del Museo Sobrino de Guadalajara acogerá este viernes, a las siete de la tarde, la inauguración del IV Festival Cuvo. En esta ocasión se ha elegido la temática ‘teen game’ como eje central de su apuesta con una muestra de videoarte de ocho artistas internacionales y estará disponible al público hasta el 29 de marzo.

Durante dos semanas del festival, la sala de proyecciones del Laboratorio GRAV del Museo Francisco Sobrino mantendrá en exhibición continuada las piezas producidas por Emilio Hernández y Tonalli R. Nakamura (México), Hamza Kirbas (Turquía), Rita Casdia (Italia), Paul Wiersbinski (Alemania), Mati Pirsztuk (Argentina/Polonia), Aline Part, Tomás Aguilar y Dani Frías (Francia y España), Celina Duprat, Mariana Bellotto y Juan Diego Camacho (Argentina) y Francisco Pradilla (España).

Estas propuestas fueron seleccionadas de la convocatoria internacional a la que se presentaron más de 120 creadores, de 28 nacionalidades diferentes.

La concejala de Cultura, Riansares Serrano, del director del Museo Francisco Sobrino, Pedro José Pradillo, y del director de Investigación y Arte y organizador del evento, Alfonso González-Calero, han presentado este lunes todos los detalles.

El día 13, Festival CUVO será presentado por el propio Alfonso González-Calero y por Carmen Vera Gutiérrez, comisaria del festival junto a Jorge de la Cruz, junto a algunos de artistas participantes en esta edición.

CUVO EN VERSIÓN EDUCATIVA
El Festival Cuvo también sesiones dirigidas a centros educativos, tal y como ha detallado la concejala de cultura. Y es que además de en el Museo, Cuvo tendrá una versión para centros educativos –grupos de segundo ciclo de la ESO y Bachillerato– que se desarrollará en la sala Tragaluz del Teatro Auditorio Buero Vallejo los días 16 y 18, donde el alumnado asistente contará con el asesoramiento y guía de Carmen Vera.

Por su parte, Pradillo, ha destacado la vocación del Museo Sobrino de abrazar otras sensibilidades y dar cabida a otras representaciones artísticas. En este caso, además, el propio Francisco Sobrino también experimentó con estas manifestaciones.

Por último, González-Calero, ha señalado que “con el videoarte me daba cuenta de que saliendo de los grandes museos no había nada. Así, el festival nace con el objetivo de crear un debate y de abrir el vídeoarte de forma itinerante más allá de esos grandes museos”.