El sector servicios es el fundamental en la provincia para el empleo. Hipermercado Eroski en Guadalajara. (Foto: La Crónic@)

Sin que la amenaza de los ERTEs haya terminado, los desempleados de Guadalajara pueden tener una cierta esperanza de que su situación mejore, al menos si miran las cifras que se acaban de conocer.

El número de parados registrados en las oficinas de los servicios públicos de empleo (antiguo Inem) en Guadalajara se ha reducido en personas en junio, lo que supone un descenso del  3,71% sobre lo que había el último día de mayo. Dicho con una cifra concreta, el 30 de junio se acumulaban en los listados de la provincia 18.143 demandantes de empleo. De ellos, 7.468 son hombres y 10.675 mujeres. El reparto de los 1.588 parados menores de 25 años es de 897 hombres y 691 mujeres.

Por sectores, de los 18.143 parados, 349 proceden de la Agricultura (22 más); 1.323 de la Industria (17 menos); 1.208 de la Construcción (60 menos), 14.156 del Sector Servicios (784 menos) y 1.107 no tienen Empleo Anterior (139 más).

En el conjunto de Castilla-La Mancha, el acumulado se situó al finalizar el pasado mes de junio en 187.732 personas, tras bajar en 6.212 desempleados, con un descenso porcentual del 3,20%, según los datos del Ministerio de Trabajo y Economía Social publicados este martes.

El aspecto negativo es que, respecto al mismo mes de 2019, el paro subió en 24.407 desempleados en la Comunidad Autónoma, un 14,94% más.

A nivel nacional, el número de parados registrados en las oficinas de los servicios públicos de empleo (antiguo Inem) subió en 5.107 desempleados en junio (+0,1%), su mayor repunte en un mes de junio desde 2008, según datos del Ministerio de Trabajo y Economía Social, que ha destacado que estas cifras “profundizan en la tendencia de ralentización” del ritmo de crecimiento del desempleo que se inició en mayo.

Más información: